¿Son justificadas las críticas feroces a Surface Pro?

Escrito por
Surface

Si somos lectores habituales de publicaciones relacionadas con tecnología en general y dispositivos móviles y tablets en general, deberemos de admitir que el recibimiento general de las tabletas de Microsoft por parte de los redactores y expertos ha ido del escepticismo a la crítica abierta. Esa respuesta era bastante comprensible con su primera propuesta con Windows RT dado que difícilmente resistía la comparación con otras tabletas de alta gama de otras plataformas. Pero da la sensación de que Surface Pro también está pagando los platos de su predecesora. Vamos a analizar las críticas que se han vertido sobre ella y ver en qué medida están justificadas.

La crítica de su sistema operativo

Este OS arranca con la versión de mosaico preparada para el control táctil. Aunque no tenga tantas aplicaciones como iOS o Apple, no está mal y tiene aspectos visuales muy agradables. De cualquier forma, si rechazas esta opción, puedes volver a lo de siempre.

La versión de escritorio de Windows 8 no es muy distinta de Windows 7 para las cosas básicas, arranca antes, se cuelga menos, es más segura, alarga la batería, aunque necesite mejores equipos para funcionar bien.

Si comparamos la parte táctil con cualquiera de los dos sistemas operativos móviles antes citados saldrá a perder en la mayoría de los casos, pero hay que tener en cuenta que muchas aplicaciones de escritorio que utilizamos a diario para trabajar están en la versión clásica y disponer de ellas es un gustazo. Es decir que no tienes sólo una tablet, sino que tienes un ultraboook potentísimo al mismo tiempo.

Surface Pro

Batería

5 horas no son muchas si las comparamos con las 10 de un iPad o las 8 de un Nexus 7, pero no hablamos del mismo tipo de equipo ni de procesador. Son cinco horas pudiendo utilizar programas de gestión que ni por asomo cargaríamos en cualquiera de esas dos tablets. Si comparamos esas horas con la autonomía de cualquier ultrabook, vemos que no está fuera de lo común.

Almacenamiento

Es cierto, Windows 8 ocupa una salvajada comparado con iOS o Android y que los 64 GB se quedan en 23 GB. Pero es que podemos elegir también 128 GB que nos dará más margen y además también tenemos ranura SD para aumentar y todo el almacenamiento en nube que queramos gracias a los innumerables servicios que hoy compiten. Este mismo aspecto se criticó mucho en Nexus 7 pero no con la misma energía.

Precio

899 dólares para el modelo de 64 GB y 999 para el modelo de 128 GB. No es un dispositivo barato, comparado con las tabletas más punteras del mercado es muy caro. Sin embargo, debemos mirar también los precios de ultrabooks con Windows 8 de última generación  y veremos que no está tan lejos. Además, pocos o ninguno tienen la resolución de pantalla o es tan delgado o ligero como Surface Pro. Este último detalle explica la escasa batería y el almacenamiento también.

En definitiva, esto no es un alegato a favor de Surface Pro, pero sólo queremos baremar un poco unas críticas quizás excesivas.

 

Compártelo. ¡Gracias!