Phonepad convierte tu Galaxy SII o SIII en una tableta y consola Android

Escrito por
Accesorios

Acabamos de conocer un accesorio que permite hacer de tus teléfonos Samsung una tableta. En la línea del PadFone de Asus, lo que hace este accesorio no oficial es transportar la imagen y el control táctil de tu Galaxy SII y SIII  a una tableta de 10 pulgadas. De una forma muy similar, en Phonepad tenemos que insertar nuestro dispositivo dentro de una carcasa que cuenta con una pantalla. A través de un conector transmitirá la imagen al nuevo tamaño.

Las diferentes entregas del smartphone convertible de Asus traen una tableta con gran resolución de pantalla y bastante fina. En este caso, el diseño no es tan puntero pero podemos conseguir una experiencia similar sin tener que prescindir de nuestro teléfono.

Además de dar opción de tableta, también tiene una posición de la pantalla que sirve de modo presentación, por un lado controlamos el smartphone y orientamos la pantalla hacia la audiencia en dirección inversa.

Phonepad

Para poder coordinar los dos dispositivos necesitamos descargar una aplicación de la Play Store y hacer unas modificaciones en los ajustes del teléfono. Es una operación sencilla que equivale a la tecnología Dynamic Display de Asus.

Phonepad también sirve como soporte para videojuegos e incluye un mando que se conecta al aparato y que nos permite disfrutar de un control más tradicional y preciso de los juegos que tengamos en el teléfono y en una pantalla más grande. Ahora que las consolas Android están en auge es un detalle a agradecer.

La calidad de la pantalla sin embargo deja un poco que desear. Hablamos de una resolución de 1024 x 600 píxeles en un tamaño de 10 pulgadas. Si notaremos una mejora del sonido gracias a sus dos altavoces adicionales y por su punto de carga también cargaremos nuestro teléfono.

Su precio de salida serán unas 149 libras, lo que viene a ser unos 180 euros. Se espera que llegue a las tiendas en julio. Puedes ver más información en su web.

Fuente: GSM Arena

Compártelo. ¡Gracias!