Google Play Edition y Nexus: diferencias entre dos herramientas para el triunfo de Android

Escrito por
Tablets

A principios de esta semana se produjo una interesante presentación de dispositivo que no entraba en las quinielas de ningún medio especializado. La Play Store americana empezó a vender LG G Pad 8.3 Google Play Edition, a la par que una versión con el Xperia Z Ultra de Sony con el mismo sistema operativo puro de los de Mountain View. La raro está es que esa primera tablet estaba dejando rastros en distintos registros y todo el mundo apostaba por un supuesto Nexus 8, que se desvaneció con el desvelamiento de su forma final.

En el mundo del hardware de Google tenemos productos que la compañía americana y ayuda a desarrollar pero que fabrican otras compañías de renombre. HTC, Samsung, ASUS y LG han sido los socios de una lista de dispositivos Nexus que siempre tuvieron una gran recepción entre los consumidores por su genial relación calidad precio y porque les permitían tener siempre la última versión de Android sin tener que esperar a la política de actualizaciones de los fabricantes. Como última ventaja estaba el no tener la a veces innecesaria capa de software que estos añaden no siempre con acierto.

Nexus y Google Play Edition

Sin embargo, desde hace unos meses, tenemos una nueva línea de dispositivos que tienen la huella de los de Mountain View. Los terminales Google Play Edition no comparten la política de precio de la línea Nexus pero si las ventajas de software y la política de actualizaciones.

Hasta ahora habíamos visto desfilar por esta prestigiosa alfombra a smartphones de gama alta como Samsung Galaxy S4 y HTC One . Sony Xperia Z Ultra supone el primer phablet aunque sigue siendo un teléfono, pero ahora con la llegada de LG G Pad 8.3 se abre el terreno en tabletas.

Este equipo no tiene un precio demasiado alejado de lo que viene siendo un dispositivo Nexus, por lo que parece que las diferencias entre ambas líneas se liman. La tablet surcoreana no estaba teniendo la acogida esperada precisamente por la capa de software de LG, que casi todos los medios han criticado a excepción de recurso como el Knock On, que se perderá.

Otras diferencias entre Nexus y Google Play Edition

Ambos productos se venden a través de la Play Store. Aunque en algunos casos se pueden encontrar por otros canales de distribución, especialmente los Nexus. Como decimos, tienen una política de precios muy diferenciada y esto se agrava si decidimos comprar los Google Play Edition fuera de su tienda oficial. En otros canales de distribución, los precios suben por el valor que se da al stock Android.

En el nivel del hardware también hay alguna diferencia. Los Nexus suelen tener especificaciones de gama alta, aunque en términos de acabado y algún otro aspecto se ahorra. Por ejemplo, los materiales exteriores siempre son de un plástico básico con la única excepción del Nexus 4 de LG que era un poco más resultón.

Luego también apreciamos que en los Nexus siempre carecen de ranura para tarjeta micro SD. Esto no se debe tanto a un ahorro en materiales, sino más bien a los propios intereses de Google que apuesta por el uso del almacenamiento en nube y todos sus servicios relacionados de contenidos que suponen también un importante negocio.

En definitiva, las diferencias están en pequeños detalles que cada tipo de consumidor puede apreciar más o menos.

Las posibles intenciones de Google

Ambas líneas de producto parecen cumplir con una misión para los de Mountain View.

Los Nexus parecen hechos para marcar un estándar de calidad en la plataforma en lo que a hardware se refiere. También fijan los precios como hemos podido ver desde el primer Nexus 7, aunque todavía ninguna compañía este ofreciendo ese nivel de especificaciones por un precio tan bajo.

Por su parte, los dispositivos Google Play Edition fomentan la idea de que el Android puro, ese que sale directamente del AOSP es el mejor de todos y que es el que más partido le saca a los dispositivos más avanzados en lo que a rendimiento se refiere.

A su vez, se consigue luchar contra la fragmentación. Una parte de los equipos que probablemente más éxito comercial tendrán pueden quedar sujetos a un mismo programa de actualizaciones que controla la propia Google.

En España de momento, sólo es fácil comprar los Nexus pero quizás eso cambie en un futuro.

Compártelo. ¡Gracias!