El LG G3 costaría 300 dólares más si fuera de aluminio

Escrito por
LG

Unas semanas antes de la presentación del LG G3, salieron a la luz una serie de fotografías de su cubierta trasera en las cuales se podía intuir un acabado de aspecto metálico. La compañía surcoreana ni confirmó ni desmintió, y continuó jugando con el misterio. Finalmente, el pasado 27 de mayo, conocimos todos los detalles del equipo, también los materiales, entre los que predominaba, para nuestra sorpresa, el plástico.

Chul Bae Lee, uno de los máximos responsables del diseño del LG G3 ha explicado recientemente los motivos que llevaron a la firma a optar por el plástico, en lugar de, como hace HTC, construir su terminal estrella en aluminio. Fundamentalmente, se trata de una cuestión de costes, tanto en los componentes como en precio que hubiera alcanzado a la hora de venderse al público, y es que un G3 de aluminio costaría hasta 300 dólares más de lo que costará el modelo fabricado en plástico.

Sería muy difícil de vender

En las últimas generaciones de sus buques insignia, LG le ha tomado la delantera a sus competidores en el terreno de los precios. Mientras el HTC One, el Xperia Z2 o el Galaxy S5 no bajaban de inicio de los 650 euros, es muy posible que veamos un G3 en torno a los 550 euros. De hecho, el LG G2 costó de partida 500 euros, mientras que los antecesores de las otras firmas costaban también en torno a los 700 euros.

LG G3 aluminio

Lo que está claro es que, hoy por hoy, un smartphone que aspira a ser top de ventas no puede costar 900 euros, pues tiraría para atrás a una enorme cantidad de potenciales consumidores, sobre todo si tenemos en cuenta que cada vez hay mejores smartphones de gama media-alta (o alta directamente) por debajo de los 400 euros.

Otros motivos: peso, diseño, etc.

Lee también ha aclarado que utilizando el aluminio les habría sido del todo imposible conseguir el ratio de pantalla de casi el 80% que tiene el terminal, puesto que los marcos habrían necesitado ensancharse. También sería más pesado y resbaladizo de lo que es el G3. En definitiva, sería más parecido al HTC One tanto en lo bueno como en lo malo.

Aún así, desde la compañía no descartan utilizar algún elemento metálico en sus próximos equipos para conseguir un aspecto más lujoso en su parte frontal o posterior.

¿Y vosotros, qué preferiríais? ¿Un precio más ajustado o una cubierta metálica?

Conoce toda la información sobre el G3 y las tabletas de compañía en nuestra sección dedicada a LG.

Fuente: phonearena.com

Compártelo. ¡Gracias!