Nadie quiere comprarle a Samsung la tecnología AMOLED

Escrito por
Samsung

El CEO de Samsung Display, una de las divisiones de la compañía surcoreana, ha informado que están teniendo problemas a la hora de intentar vendar la tecnología AMOLED que utilizan en las pantallas de algunos de sus dispositivos entre los que se incluyen el smartphone estrella de la firma, el Galaxy S5 o las últimas tablets lanzadas al mercado, las Galaxy Tab S. Aunque los expertos han confirmado las ventajas de este tipo de paneles sobre los LCD, hay otros motivos por los que la competencia descarta la idea de hacer este negocio con Samsung.

Park Dong-geun es el CEO de la división Samsung Display perteneciente al gigante de la tecnología. Esta parte de la empresa se dedica a la fabricación y desarrollo de las tecnologías necesarias y las pantallas que los terminales montan a su llegada al mercado. Últimamente con la salida de las Galaxy Tab S, ha vuelto a estar en boca de todos el debate sobre las ventajas de la tecnología Super AMOLED (Super Active-Matrix Organic Light-Emitting Diode). Samsung ha intentado por activa y por pasiva demostrar que se trata de la mejor opción, por ejemplo, con uno de sus últimos vídeos promocionales. También cuentan con el respaldo de expertos como DisplayMate que han catalogado las Galaxy Tab S como las tablets con mejor pantalla del mercado.

Samsung AMOLED

Park, participó ayer en un evento en Seúl, en principio se trataba de un acto intranscendente pero que ha cobrado interés gracias a las palabras del dirigente. Allí, informó que su división está tenido problemas para alcanzar acuerdos con otras compañías para suministrarles pantallas AMOLED. “En la actualidad, el problema es que no tenemos ningún otro lugar para vender nuestros productos a parte de la división móvil de Samsung Electronics”, afirmó. Si las ventajas de estos paneles sobre los LCD están demostradas, ¿Por qué otros fabricantes no se interesan por ellos?

Al enemigo ni agua

Es por todos conocido que Samsung provee o participa en la fabricación de algunos componentes para otros fabricantes aunque sean rivales cerrados como Apple. Sin embargo, no todos cuentan con la relevancia en el mercado de los de Cupertino, que “se puede permitir ese lujo” de colaborar con su principal competidor. Aun así, están tratando de eliminar la influencia de Samsung en sus productos de cara al futuro. El resto, conscientes de que Samsung es uno de los rivales a batir, prefiere utilizar otras opciones, a sabiendas de que son inferiores, por tal de no llenar las arcas de la compañía.

Otro de los puntos tiene que ver precisamente con el dinero, algunos de estos fabricantes están contentos con el desempeño de sus paneles LCD, y no consideran oportuno aumentar el gasto dedicado a las pantallas de los dispositivos que tendrían que afrontar si decidieran pasarse a la tecnología AMOLED que propone Samsung.

Fuente: CNet

 

Compártelo. ¡Gracias!