¿Cuál es el tamaño ideal para un smartphone?

Escrito por

Después haber insistido una y otra vez en que el iPhone con pantalla de 4.3 pulgadas tenía el tamaño perfecto, a Apple no le ha quedado otra alternativa que reconocer que el mercado demandaba teléfonos con pantallas de mayor tamaño, llegando a lanzar incluso el primer iPhone que podría considerarse un phablet, y sus iPhone 6 están batiendo récords de ventas. Parece que este capítulo podría, por tanto, poner fin al debate con la conclusión “más grande es siempre mejor”. La polémica sobre las casi 6 pulgadas del Nexus 6, sin embargo, apunta en una dirección muy distinta. ¿Deben dejar de crecer los smartphones?

Más allá de las 5 pulgadas

Aunque el Galaxy Note no fue el primer smartphone en alcanzar o sobrepasar la barrera de las 5 pulgadas, sin duda alguna fue el primero que lo hizo con cierto éxito, allá por el año 2011, y el principal responsable de que surgiera el concepto de “phablet”. Es interesante recordar, dicho sea de paso, que un “phablet” era inicialmente cualquier smartphone con pantalla de 5 pulgadas o más, ahora que tantos se niegan a pensar en los teléfonos de ese tamaño como tales y parece que este término sólo es aplicable a los que se acercan a las 6 pulgadas (algo que, por otra parte, era impensable hasta que a principios del año pasado vio la luz el Ascend Mate con 6.1 pulgadas).

Note iPhone

Y es que en sólo 3 años, hemos pasado de considerar las 5.3 pulgadas del Galaxy Note original como casi una excentricidad, a ver buques insignia como el LG G3 con pantalla de 5.5 pulgadas. Incluso si aceptamos considerar como phablets sólo los smartphones con pantallas de 5.5 pulgadas o más, no hay uno sólo de los grandes fabricantes que no cuenten con uno, y esto incluye no sólo a los que trabajan principalmente con Android y que lo han tenido más fácil en este sentido, sino también a Apple, que como recordábamos siempre renegó de los smartphones grandes, y a Nokia, aunque para ello Microsoft tuvo que trabajar específicamente en una optimización de su software que lo hiciera posible.

¿Vuelta atrás?

Evidentemente, no podíamos esperar que las pantallas continuarán creciendo de forma indefinida, pero ¿dónde esta el límite? ¿Pueden los phablets de 6 pulgadas o más consolidarse, o son sólo una moda? ¿Pueden aspirar los “auténticos” phablets con pantallas de 5.5 pulgadas o más a conquistar el mercado de los smartphones? Para la primera pregunta parece que ya tenemos una respuesta, parcial al menos, y es negativa. Todos los fabricantes que han tratado de ir más allá de las 6 pulgadas han acabado reculando. El caso más sonoro fue el del Xperia Z Ultra, que Sony acabó vendiendo sólo con conexión Wi-Fi, como si de una mini-tablet se tratara, pero incluso el pionero Ascend Mate ha descendido hasta las 6 pulgadas en su última edición. Parece que otros tantos fabricantes empiezan a recortar pulgadas también para sus phablet estrella: Samsung mantiene al Galaxy Note 4 en las 5.7 pulgadas y ha llevado al Galaxy Mega a las 6 pulgadas justas y se espera que el sucesor del HTC One Max descienda incluso hasta las 5.5 pulgadas.

Nexus 7 Xperia Z Ultra trasera

Para la segunda pregunta, parece que la respuesta parece ser igualmente negativa, a pesar de que las ventas de phablets sigan yendo en aumento,  ya que al fin y al cabo el punto de partida es bastante bajo. Y no se trata sólo de que las ventas del iPhone 6 son muy superiores a las del iPhone 6 Plus (algo que se podría explicar quizá simplemente por el menor stock de éste del que dispone Apple y que, en todo caso, está en tela de juicio), sino que aún encontramos un ejemplo mejor incluso en el rechazo que generan en muchos usuarios smartphones con una relación calidad/precio que los debería convertir en un auténtico boom. Ya lo vimos, por ejemplo, con las reticencias de muchos respecto a la pantalla de 5.5 pulgadas del OnePlus One (que parecen haber llevado a la compañía a considerar un menor tamaño para el OnePlus 2), y ahora tenemos un ejemplo aún mejor en el Nexus 6.

La polémica del Nexus 6 y el caso del LG G3

Como ya sabéis, no quedan ya muchas dudas de que el Nexus 6 va a escalar hasta casi las 6 pulgadas (5.92 para ser exactos) y, por decirlo suavemente, el rechazo con el que se está encontrando está siendo bastante grande. Ni siquiera las espectaculares especificaciones técnicas que se le suponen (pantalla Quad HD, Snapdragon 805, cámara de 13 MP), están consiguiendo evitar que toda la atención se centre en el tamaño del dispositivo. En una encuesta online reciente del medio Phonearena, que evidentemente no se puede considerar muy científica pero que es igualmente un buen termómetro de los ánimos, los resultados fueron apabullantes, con 7 de cada 10 encuestados afirmando que el Nexus 6 era demasiado grande para ellos.

Tamaños smartphones

Es curioso, en cualquier caso, que el LG G3, con una pantalla de 5.5 pulgadas, no se encontrara con una reacción similar en su momento, pero no se puede dejar de notar que LG es uno de los fabricantes que mejor optimizan las dimensiones de sus dispositivos: con 14,63 x 7,46 cm, se encuentra en el mismo rango en realidad que el Galaxy S5 (14,2 x 7,25 cm), que el HTC One M8 (14,74 x 7,06 cm) o que el Xperia Z3 (14,6 x 7,2 cm). La diferencia de tamaño con el iPhone 6 (13,81 x 6,7 cm) es, de hecho, menor que con el iPhone 6 Plus (15,81 x 7,78 cm), a pesar de tener el mismo tamaño de pantalla que éste último.

¿Debemos concluir que este es el rango máximo en el que se puede mover un smartphone que aspire a convertirse en un dispositivo de masas? ¿Cuál es el tamaño ideal de un smartphone para vosotros?

 

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios