¿Cómo elegir una tablet barata?: guía básica

Escrito por
Tablets

Hace algún tiempo os trajimos una guía bastante completa de qué había que tener en cuenta a la hora de elegir una tableta, pero hoy vamos a centrarnos de forma específica en ayudaros a tomar una buena decisión cuando se trata de escoger una tableta sin hacer una inversión demasiado grande, que es una cuestión algo más problemática ya que habrá que hacer concesiones de forma inevitable pero saber donde se puede recortar sin problema y qué requisitos mínimos son imprescindibles puede suponer una gran diferencia después en nuestra experiencia de uso. Haremos un repaso también a algunas de las mejores opciones a nuestra disposición.

Características: ¿en qué hay qué fijarse?

¿Cuánto importa el diseño?

La diferencia entre un tablet de gama alta y una de gama básica normalmente salta a la vista: si cogemos una tablet como las nuevas Galaxy Tab S2 o como el iPad Air 2 y la comparamos con prácticamente cualquier tablet de entre 100 y 150 euros vamos a encontrarnos con diferencia notables en el grosor de los marcos y del dispositivo, así como en materiales y acabados. No obstante, no todas estas diferencias tienen la misma importancia.

Unos marcos finos, por ejemplo, puede ser decisiva para poder sostener la tableta con una sola mano si es una tableta pensada para ser usada en modo retrato (como es el caso de las dos que mencionamos, por ejemplo), pero no se nota tanto en una tablet pensada para ser usada en modo paisaje, y menos si es de 7 pulgadas en lugar de 8. Aunque es inevitable sentir el magnetismo de un diseño atractivo, lo interesante es que siempre que podamos, probemos simplemente a sostenerla en nuestras manos y veamos si el agarre es cómodo, un fin al que en un momento dado pueden incluso servir mejor unos menos estéticos marcos gruesos.

Galaxy Tab A metal

Algo similar sucede con los materiales: el metal no es sólo más elegante, sino que, como ya os explicamos, protege también mejor los componentes internos del dispositivo. La realidad, no obstante, es que no vais a encontrar prácticamente nada más que plástico entre las tablets más baratas (con alguna excepción, como ya os mostramos en esta selección de tablets con materiales premium) y, tomando ciertas precauciones básicas y especialmente si no sois usuarios demasiado intensivos, probablemente no notéis demasiado la diferencia.

El metal sería también una opción más deseable de cara a disfrutar de una mayor resistencia y esto es algo importante a tener en cuenta, sobre todo si la tablet barata en cuestión está destinada a un niño: se puede dejar un poco de lado consideraciones estéticas, pero sí que es importante que la tablet en cuestión tenga una buena construcción y resulte sólida. En este caso, lo ideal es de nuevo tener la oportunidad de sostenerla en nuestras manos y verla de cerca, pero como a menudo no va a ser posible, no podemos dejar de recomendar que se consulten análisis y reviews antes de tomar la decisión. En cualquier caso, y sobre todo, como decíamos, si el dispositivo va a ir a parar a las manos de niños, independientemente de lo que nos haya costado, probablemente queramos protegerla con una funda y hay bastantes opciones asequibles.

fundas niños

El peso es otra cuestión que sí tiene bastante importancia a la hora de elegir una tableta, y si tenéis alguna duda no hace falta más que pensar que en para ver una película probablemente la tengáis que sostener la mayor parte del tiempo en vuestras manos. Lamentablemente, esta es otra de esas características en las que las tablets económicas suelen sufrir, aunque si nos movemos entre las 7 y las 8 pulgadas lo vamos a notar menos, simplemente porque son más pequeñas y las diferencias son proporcionalmente menores. Hay tablets bastante asequibles de 7 pulgadas cuyo peso no pasa de los 300 gramos, lo que puede ser una referencia bastante buena de dónde más o menos podéis poner el límite

Elegir sistema operativo

La gran mayoría de las tablets que se pueden encontrar de gama básica utilizan Android como sistema operativo pero, lo cierto es que en los últimos tiempos hay también ya bastantes modelos que cuentan con Windows. Hay que ser realistas, no obstante, con lo que podemos esperar de una tablet asequible y ser conscientes de que no nos van a dar una experiencia realmente próxima a la de un PC, simplemente por sus limitaciones de hardware. No obstante, pueden seguir siendo una buena opción, no sólo para los fans de este sistema operativo, sino simplemente para muchos usuarios poco intensivos que pueden estar más familiarizados con el que con el de Google. En general, hay que asumir si queremos un iPad, que hay que pagar algo más. 

iPad Android Windows 8.1

En el caso de que vayamos a elegir una tablet Android, no obstante, hay un par de consideraciones básicas. La primera es que es fundamental que la tablet tenga pre-instalada la aplicación de Google Play. Puede que parezca una recomendación peregrina, pero es más frecuente de lo que podría parecer entre las tablets de determinado rango de precios que no lo esté y es fundamental para poder tener acceso a todas las aplicaciones que son las que nos van a permitir sacar partido realmente al dispositivo.

La segunda es la cuestión de las actualizaciones: comparadas con los smartphones, incluso las tablets de gama alta reciben muy lentamente las actualizaciones de Android, con lo que ya os podéis imaginar que hay tablets baratas no van a ver una actualización prácticamente nunca. Si nos decantamos por un modelo algo más antiguo porque nos cuesta aún menos, el problema se multiplica. No es algo que vaya a influir en vuestra experiencia de uso tan fundamentalmente como comprar una tablet sin acceso a Google Play, pero es algo que merece la pena al menos tener en cuenta y, siempre que podáis elegir, inclinaos por las que tengan una versión más reciente pre-instaladas: hay pocas con Android Lollipop, pero conseguir Android Kit-Kat es un objetivo relativamente asequible.

android marshmallow

Un mínimo en especificaciones técnicas

Por supuesto, respecto a una tablet de gama alta hay que hacer bastantes concesiones en lo que a especificaciones técnicas se refiere, pero afortunadamente en los últimos tiempos ha mejorado bastante la situación y, si no somos usuarios demasiado intensivos, es bastante conseguir un dispositivo que cumpla con unos requisitos mínimos tanto en lo que respecta a pantalla, como a procesador y memoria.

Comenzando por la pantalla, nunca se insistirá lo suficiente en que no hay que obsesionarse con la resolución. Lo normal en una tablet de gama básica es que la resolución sea de 1280 x 800 o de 1024 x 600, en caso de usar el formato 16:9 (las que están pensadas para ser utilizadas en horizontal) o de 1024 x 768 en caso de usar el formato 4:3 (las que te piden ser usadas en vertical). Por supuesto, si podemos elegir lo normal es inclinarse por 1280 x 800 que por 1024 x 600 y hay modelos de sobra con estas resoluciones a muy buen precio como para no aceptar nada por debajo.

samsung-galaxy-tab-a

Lo fundamental, sin embargo, es tener en cuenta que pantallas con la misma resolución pueden tener calidades de imagen muy diferente, en función de los niveles de brillo, los contrastes y los ángulos de visión, y esto es algo que no váis a poder ver en una hoja de especificaciones técnicas (aunque el hecho de que use un panel LCD en lugar de un TFT suele ser una buena señal), por lo que una vez, si le dedicáis unos minutos a consultar una review o echarle un buen ojo a la pantalla si tenéis posibilidad de tenerla en vuestras manos antes de comprarla, será tiempo bien invertido, sobre todo si queréis la tablet para ver películas y series.

El procesador y la memoria RAM que os ofrezca el dispositivo va a ser clave también para poder tener una buena experiencia de uso, pero hay que ser realistas con lo que podemos esperar de una tablet asequible. Lo normal es que la frecuencia del procesador no suba de 1,5 GHz (no debería bajar tampoco nunca ya de 1,2 GHz) y aunque cada vez más nos encontramos en este rango de precios procesadores de cuatro núcleos, lo cierto es que el impacto de contar con un procesador de sólo dos núcleos, aunque existe, no es demasiado grande (como puso de relieve los resultados de unas pruebas que os mostramos recientemente).

Snapdragon

Lo más importante, probablemente, casi es que el procesador sea de confianza y que cuente si es posible con 1 GB de memoria RAM. Afortunadamente, no es raro encontrar tablets baratas con procesador de Intel o Qualcomm últimamente (los chips de Mediatek están funcionando muy bien también) y, por lo que respecta a la memoria RAM, aunque ha sido uno de los puntos en los que más se ha tendido a recortar (el mismo iPad mini contaba con sólo 0,5 GB) parece que cada vez es más infrecuente y hay también ya muchos modelos con al menos 1 GB y algunos incluso con 1,5 GB.

Por último, es necesario fijarse también en la batería, ya que la autonomía es una característica del dispositivo de la que va a depender mucho el tener una buena experiencia de uso, y es lo que va a marcar la diferencia entre tener un tablet que os podéis llevar si vais a pasar el día fuera o que no merece la pena sacar de casa. Desafortunadamente, la autonomía depende tanto del consumo como de la capacidad de la batería, pero en el listado de especificaciones técnicas sólo vamos a poder ver la segunda (en el mejor de los casos).

tablets bateria

Lo ideal sería poder consultar un test de autonomía independiente (una vez más, os animamos a dedicar algunos minutos a leer una review) pero si no encontráis este tipo de datos, fijaos en que la capacidad de la batería, para un modelo con pantalla de 7 pulgadas, sea al menos de unos 3000 mAh (hay bastantes modelos que con ese tamaño llegan a los 4000 mAh, y ni que decir tiene que esto es preferible) y eso sí, haced lo posible por cuidarla bien (tenemos una recopilación de consejos básicos para ello a vuestra disposición) porque si no irá empeorando con el tiempo.

Nuestro último consejo por lo que a especificaciones técnicas se refiere es que os olvidéis por completo de la cámara porque, siendo realistas, lo más normal es que la utilicemos bastante poco. La excepción quizá sea la cámara frontal, pero incluso en este caso, hay que valorar con cuánta  frecuencia realizamos en realidad vídeollamadas. Hay tablets bastante baratas que nos ofrecen cámaras de hasta 5 MP (lo que, de hecho, es bastante poca diferencia con las de gama alta) pero no debería ser nunca una prioridad para un usuario medio.

nexus7_camara

¿Dónde buscarlas?

Distribuidores online

Por supuesto, parece que la respuesta evidente es que basta con ir a una tienda de electrónica, pero hay unas cuantas alternativas que no está de más tener en cuenta. Para empezar, hay varios distribuidores online (Amazon principalmente) en los que merece la pena echar un vistazo ya sus precios pueden ser bastante más bajos, sobre todo si se trata de modelos que hace algún tiempo que llegaron a las tiendas. De nuevo, la diferencia no es tan grande proporcionalmente como cuando buscamos tabets de gama alta, pero si lo que estamos intentando es invertir lo mínimo imprescindible, cada euro importa. Eso sí, como en este caso no vamos a tener la posibilidad de andar probándolas antes de comprarla, es importante que consultemos reviews y análisis independientes.

amazon logo

Tablets chinas

Un caso especial de las compras on-line es el de las tablets chinas: la Xiaomi MiPad es probablemente la estrella, y es un magnífico ejemplo de la espectacular relación calidad/precio que pueden llegar a ofrecernos, pero está lejos de ser la única. No hay que desconfiar, además, de que se trate de productos de ínfima calidad, ya que hay muchos fabricantes low-cost asiáticos que han demostrado que hacen las cosas bien. No todas, en cualquier caso, están al mismo nivel, y aquí es donde os tenemos que recomendar que os asegréis bien de que cumplen con esos requisitos mínimos que hemos trazado, pero una vez hecho esto, todo en orden.

Xiaomi-MiPad1

¿Cuál es el problema entonces? Pues la gran dificultad es la parte de hacerse con ellas, ya que la cuestión no es que sean tablets fabricadas en China, sino importadas de China. Por supuesto, lo normal es que los envíos tarden bastante en recibirse, pero esta no es la principal dificultad e incluso esto puede variar mucho dependiendo de dónde lo compremos. Hay ya un importante número de distribuidores especializados en traer productos desde el gigante asiático y lo más recomendable es siempre comparar en varios de ellos y comprobar garantías. Si queréis más detalles, tenemos una guía para comprar una tablet china low-cost a vuestra disposición.

Tablets restauradas

Una opción que tampoco está de más considerar si no queremos gastarnos demasiado en una tableta es hacernos con una restaurada. ¿Qué es un tablet restaurado? Simplemente uno en el que un usuario ha encontrado algún defecto y que se ha devuelto al fabricante. Este, lógicamente, no lo puede vender ya como nuevo, así que lo arregla y lo vende así, como restaurado: reparado y con todas sus garantías. Esta es la mejor alternativa, sobre todo, para hacerse con un iPad por un buen precio, sobre todo ahora que el iPad mini ha desaparecido del catálogo. Son ofertas únicas, por lo que no cabe confirmar precio fijos, y lo más recomendable es sencillamente que le echéis de cuando en cuando un ojo a la sección que les tiene especialmente dedicada Apple en su propia web.

iPad Air 2 sonido

¿Merece la pena la tablet que regalan con el periódico?

Aunque parece que ya es algo menos frecuente, de cuando en cuando nos encontramos con promociones también para hacernos con tablets con las cartillas de uno u otro periódico y puede parecer otro buen medio de hacerse con una tablet barata. Lo normal, lamentablemente, es que no lo sean tanto com podría parecer en principio, como ya os hemos explicado con más detalle en otro post, y más de una de las que se han distribuido por este medio estarían entre las que no cumplen esos requisitos mínimos que hemos puesto y que a día de hoy son un objetivo perfectamente alcanzable. No obstante, no se puede generalizar, por supuesto, y lo que hay que hacer es antes que nada asegurarnos de qué estamos comprando: intentar acceder a un listado de especificaciones técnicas y ver si efectivamente pasa o no el listón, porque por muy barato que salga, hay un punto por debajo del cual el dispositivo puede sernos prácticamente inútil.

un-tablet-airis-barato-con-nueva-promocion-de-el-pais

Las mejores opciones

Algunas de las mejores tablets de gama básica

En los últimos tiempos la oferta de tablets con precios asequibles ha crecido de forma espectacular, por lo que tenéis muchas opciones entre las que escoger con la ayuda de los principios y recomendaciones que os hemos dado de guía. No obstante, si queréis ir un poco a más a tiro hecho, nosotros tenemos ya a vuestra disposición una selección con 5 de las mejores tablets que se pueden comprar por menos de 150 euros (en este caso, recurriendo a distribuidores online para ahorrar hasta el último euro posible).

galaxy tab 4 negro

Buenas opciones por menos de 100 euros

Si tenéis necesidad de ajustar aún más los precios y estáis dispuestos a asumir algún recorte más en especificaciones técnicas, podemos incluso recomendaros algunas tablets que se pueden conseguir por menos de 100 euros. Hay que tener en cuenta que aquí ya nos movemos al límite incluso de nuestros requisitos mínimos (aunque en otros casos, como es el caso de la Fire HD 6, la única diferencia con las de la selección anterior es tener una pantalla un poco más pequeña), pero son opciones aún aceptables, al menos para un usuario no demasiado intensivo.

Kindle-Fire-HD-6-trasera-656x370

Para los que prefieren Windows

Como ya os dijimos, no hay por qué limitarse a Android como sistema operativo, en cualquier caso, ya que para aquellos que prefieran Windows es posible ya encontrar también tablets con precios muy asequibles, aunque quizá no tanto como en los casos anteriores. Si queréis cuando menos echar un vistazo al panorama para haceros una idea, tenemos otra selección a vuestra disposición con tablets con el sistema operativo de Microsoft que se pueden conseguir por menos de 200 euros.

HP Stream 7

¿Qué hacer si la tablet es para un niño?

A menudo los destinatarios de estas tablets baratas son los más pequeños y, aunque hay tablets diseñadas específicamente para ellos, es una buena idea, de hecho, comprarles una tablet de gama básica y luego adaptarlas a sus necesidades, con fundas, programas de control parental y aplicaciones y juegos infantiles. Si este es vuestro caso, de todas maneras, tenemos una guía más detallada para ayudaros a elegir la mejor tablet para un niño.

iPad categoria niños App Store

Una muestra de tablets chinas

Para terminar, os invitamos a echar un vistazo a una muestra de lo que nos pueden ofrecer los fabricantes low-cost chinos en caso de que no estéis familiarizados con ellos. Nuestra selección no es en realidad de tablets chinas de gama básica, pero sirve para probar su fantástica relación calidad/precio, ya que por precios no muy superiores nos encontramos con dispositivos que nos dejan características más propias de la gama alta.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

1 comentario
  1. Anónimo 25 Ago, 15 13:00

    A mi me gustaría añadir la Edison 3 Mini de BQ, la tengo desde Junio, y me va fenomenal con ella. A ver, no es un súper pepinazo pero la relación calidad-precio es muy buena. Me salió por unos 150€ en Amazon, miré en su comparador Savemoney.es y en Amazon España me salió por ese precio http://savemoney.es/asin/B00P158XTY

    Para navegar por internet va súper rápida, y otra ventaja, para mi al menos, es su tamaño, con 8 pulgadas es más que suficiente para una tablet, se ve perfectamente, y se maneja mucho mejor que tableta de gran tamaño.

    Además esta tablet esta genial para que los peques comiencen a introducirse en las nuevas tecnologías.

    0