Winbook: El salto al ámbito profesional de SPC

Escrito por
Tablets

El mercado de las tablets es un sector en el que nos encontramos decenas de marcas que siguen diferentes estrategias para conseguir posicionarse en un terreno muy competitivo donde la presentación de un modelo, no solo desde el punto de vista publicitario, sino también a la hora de ofrecer buenas prestaciones, son claves para conseguir que un terminal se convierta en éxito o fracaso.

En varias ocasiones hemos hablado de cómo las diferentes compañías están apostando por hacer que el usuario se sienta más exclusivo a través del lanzamiento de tablets temáticas o con funciones concretas. Por un lado tenemos ejemplos de la Shield K1 de Nvidia, creada para jugadores, y por otra parte encontramos Surface, la serie de modelos de Microsoft dirigidas especialmente a un sector profesional de alto poder adquisitivo. Sin embargo, las firmas low cost también apuestan por dirigirse a consumidores específicos. Este es el caso de SPC, una pequeña empresa que, pese a ser desconocida en Europa, apuesta por llegar tanto a públicos domésticos con productos como los de la serie Glow como a un sector más especializado gracias a sus Winbook, de los que a continuación os detallamos sus características más importantes.

spc glow 3g 9,7 pulgadas

Smartee Winbook 10.1

Este es el primero de los dos terminales profesionales que ofrece SPC. Se trata de un dispositivo 2 en 1 que pretende combinar lo mejor de una tablet con funciones propias de un portátil. Para intentar lograr este objetivo, está equipada con una pantalla de 10,1 pulgadas y una resolución aceptable de 1280×800 píxeles. Por otro lado, las prestaciones de imagen se completan con dos cámaras de 2 Mpx que según sus creadores, puede grabar vídeo en HD. Sin embargo, en aspectos como el procesador y la memoria nos encontramos con un dispositivo de contrastes ya que, pese a estar equipada con un Intel Bay-Trail de cuatro núcleos y 1.8 Ghz que ofrecen una velocidad muy buena, posee una RAM escasa de solo 1 GB. Para intentar solventar esta carencia, los diseñadores de la Winbook 10.1 han creado dos versiones de este dispositivo, una de un almacenamiento de 16 GB y otra de 32.

spc winbook 10.1 pantalla

Para intentar ofrecer unas mejores funciones, está equipada con Windows 8.1 y todo el paquete Office 365 así como una conectividad WiFi que no añade conexiones 3G. Otro de sus inconvenientes, son sus dimensiones, de 26 cm de alto por 19 de ancho y más de 1,3 kg de peso, que pueden parecer toscas para aquellos usuarios que también busquen un aspecto elaborado en este dispositivo. Su precio de venta es de 249 euros en el caso del terminal de 16 GB de almacenamiento y 269 para el de 32 GB.

Smartee Winbook 11.6, ¿A la cima de las tablets profesionales?

Este modelo no es solo el más elevado dentro de aquellos que SPC dirige al ámbito laboral, sino que también es la tablet más elaborada de todas las que tiene esta firma. Para mantener esta posición privilegiada, cuenta con una pantalla de 11.6 pulgadas y una resolución de 1366×788 píxeles. Al igual que el Winbook 10.1, está equipado con dos cámaras de 2 Mpx que siguen resultando bajas pero que aún así, permiten grabar en Alta Definición. Una vez más, nos encontramos frente a un terminal desequilibrado en materia de procesadores y memoria ya que el Winbook 11.6 está equipado con otro un Intel de 1,83 Ghz pero mantiene esa RAM baja de 1 GB que intenta corregir con un almacenamiento de 32 GB ampliable a 64. En cuanto al sistema operativo, destacamos Windows 8.1 que, sin embargo, contrasta con una conectividad limitada al estar preparado solo para redes WiFi. Este dispositivo también puede resultar pesado, ya que pesa 1,4 kg. Su precio ronda los 319 euros.

spc winbook 11.6 pantalla

A mitad del camino

SPC ha intentado llegar al ámbito profesional a través de tablets más asequibles que otras como Surface, con las que pretende demostrar que es posible crear dispositivos dirigidos a este sector a un precio más reducido. Sin embargo, como hemos visto, se trata de terminales de extremos en aspectos de memoria o conectividad, que pueden suponer obstáculos importantes a la hora de posicionar a estos terminales dentro de aquellas opciones que los usuarios que buscan tablets para aumentar su productividad en el trabajo deberían tener en cuenta. Pese a que el Winbook 10.1 y el 11.6 incorporen procesadores rápidos fabricados por Intel, teclados de serie que no tienen ningún coste adicional, y también incluyan el paquete Office 365, siguen presentando otras carencias como por ejemplo, las relacionadas con el diseño, que muestran dos terminales algo toscos y sobre todo, pesados que también presentan una característica importante a la hora de intentar posicionarse en el mercado: La antigüedad, al tratarse de dispositivos que, en el caso de la serie Glee, ya llevan más de un año en el mercado.

Por tanto, podemos hablar de la serie Winbook como una gama que presenta modelos de buenas intenciones pero que se quedan a caballo entre las tablets domésticas y las profesionales que, pese a tener un coste reducido comparado con otras similares, no terminan de ofrecer una buena relación entre calidad y precio al presentar contrastes importantes en cuanto a sus características.

spc logo

Tras conocer un poco más sobre otras marcas que intentan posicionarse dentro de los terminales dirigidos a aumentar la productividad, ¿Pensáis que SPC está preparada para dar ese salto e intentar competir contra los más grandes o sin embargo, creéis que aún le falta mucho camino por recorrer para crear buenos dispositivos no solo en el ámbito profesional sino también en el doméstico? Tenéis disponible más información sobre otras tablets low cost que ha sacado esta compañía como los de la serie Glee para que podáis opinar vosotros mismos.

 

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios