Las mejores tablets de 2015

Escrito por
Comparativas

Ayer hacíamos repaso de los mejores phablets que nos había dejado el 2015 y ahora le llega el turno a las estrellas de nuestra web, las mejores tablets. ¿Cuáles han sido las que más han llamado la atención y las que sin duda más van a influir en las que verán la luz el próximo año? ¿Qué joyas han podido pasar desapercibidas y se merecen que se las ponga junto a las estrellas de la categoría gracias a su enorme calidad? No faltan las candidatas, ya que casi todos los grandes fabricantes nos han dejado nuevos modelos este año, y no se puede decir que la elección haya sido fácil, pero nos parece que, incluso aunque cada uno tendrá siempre sus favoritas, es difícil negarles a ninguna de nuestras elegidas su puesto en este top 5.

Pixel C

pixel c teclado

Para todos aquellos que tenían curiosidad de ver qué podía hacer Google encargandose ellos de prinipio a fin de un dispositivo móvil, la respuesta es la nueva Pixel C, que es sin duda una magnífica carta de presentación. Es cierto que nosotros somos bastante reticentes a considerarla una alternativa real a la Surface Pro 4 o incluso al iPad Pro, como en un principio parecía que se planteaba que estaba destinada a ser, pero esto no tiene por qué ser necesariamente negativo: quizá no sea una gran tablet para uso profesional, pero por precio y características está clara que es una de las mejores tablets Android de gama alta, sino la mejor, que podemos comprar ahora mismo. Y sí, en este rango, también es una de las mejores opciones si queremos poder contar con ella para trabajar si compramos también el teclado, incluso si no como dispositivo principal. Y es que pocos, si es que alguno, peros se le puede poner a esta tablet que por 500 euros nos ofrece una elegante carcasa de aluminio, una fantástica pantalla Quad HD, un procesador Tegra X1 al que acompañan 3 GB de memoria RAM, y, por supuesto, stock Android como sistema operativo y Android Marshmallow ya de partida (además de que nos da la seguridad de que tendremos las nuevas versiones inmediatamente).

Galaxy Tab S2

Galaxy Tab S2 pantalla

Samsung también nos ha dejado una espectacular nueva tableta este año: la Galaxy Tab S2. Claro, que teniendo como punto de partida la fantástica Galaxy Tab S hay que reconocer que tenían ya mucho terreno ganado. De hecho, si comparamos las características de los modelos de las dos generaciones, la verdad es que vemos que hay unos cuantos apartados que prácticamente se han mantenido idénticos, pero esto no es algo que se puede decir en perjuicio de la última, sino a favor de la primera, que tenía muy poco que mejorar ya. Y aún así, ha habido unas cuantas evoluciones de lo más interesantes. Así nos encontramos, por ejemplo, que para ganar fluidez, que era quizá el punto más débil de su predecesora, en la nueva tablet de los coreanos se ha optimizado mejor su procesador y se ha aligerado sensiblemente Touchwiz, con unos avances en el apartado de rendimiento realmente sensibles. Tampoco se puede dejar de mencionar el trabajo que han hecho los coreanos en cuanto a la optimización de las dimensiones del dispostivo, que es increíblemente compacto y fino y, lo que es aún más importante, ligero.

Xperia Z4 Tablet

z4 tablet

Otro nombre que no podía faltar en este top 5 era, evidentemente, el de la Xperia Z4 Tablet. El hecho de que llegara con el año prácticamente recién comenzado ha podido provocar que ahora que lo terminamos nos cueste un poco más acordarnos de ella, pero sea como sea, lo que es seguro es que sigue siendo más que capaz de plantarse cara a cara con cualquiera de las últimas lanzadas. Como todas sus predecesoras la última tablet de Sony puede presumir de al menos una característica bastante inusual en una tablet, que es la resistencia al agua y al polvo, pero sus virtudes, por supuesto, son muchas más, ya que tampoco le han faltado innovaciones. La más notable de todas ellas probablemente sea su pantalla, la única en la gama Xperia Z con resolución Quad HD, aunque los japoneses se han esforzado con ella para mejorar no sólo la resolución, sino también otros muchos factores fundamentales para obtener una buena calidad de imagen, como son los niveles de brillo, contraste, la fidelidad de los colores… Si a esto le sumamos que su procesador no es otro que un Snapdragon 810 y que cuenta también con 3 GB de memoria RAM, el cuadro resulta ya de lo más atractivo. pero también hay que añadir que dispone de un teclado oficial que potencia aún más si cabe sus capacidades como instrumento de trabajo.

Surface 3

Surface 3

Normalmente son los nuevos modelos del iPad los que rompen el monopolio Android en listas como estas, pero este año la tarea corre a cargo de una tableta con Windows como sistema operativo, que por supuesto no es otra que la Surface 3. Tras el éxito de la Surface Pro 3 había muchas ganas de ver que nos estaba preparando Microsoft para su tablet “asequible” y el resultado es sin duda merecedor de entrar en este top 5. Es cierto que comparada con sus hermanas “Pro”, la Surface 3 puede resultar algo descafeínada, pero el avance con respecto a su predecesora ha sido sustancial y lo mejor es que se ha logrado sin sacrificar sus principales virtudes. Y es que si no podemos esperar de este modelo la potencia y capacidad de las “Pro”, que son prácticamente un portátil, para lo malo y lo bueno, en compensación nos permite disfrutar de las ventajas más propias de las tablets, siendo un poco más compacta y ligera, y ofreciéndonos una mayor autonomía. Y, como decíamos, hay que alabar el que los de Redmond hayan conseguido que sea así incluso a pesar de que han aumentado el tamaño de su pantalla y han abandonado Windows RT para dotarla de la versión completa de su sistema operativo, convirtiéndola en un mejor opción para quienes, quizá aún sin pretender sustituir con ella a un PC, sí que quieren un dispositivo con el que poder trabajar sin demasiadas limitaciones.

Yoga Tab 3 Pro

Yoga-Tab-3-Pro frontal

El quinto puesto de nuestra lista es para la que probablemente sea la menos popular de la lista, incluso a pesar de que la gama Yoga Tab de Lenovo está lejos de ser una recién llegada (no en vano estamos ante la tercera generación, como su nombre deja claro). A pesar de que no llame tanto la atención como otras, tenemos que decir que es sin duda una de las mejores tablets que han pasado por nuestras manos este año. Su predecesora estaba a un gran nivel ya, pero parecía haber sido diseñada más con el objetivo de pelear contra la Surface Pro 3 y otras tablets profesionales. El nuevo modelo, sin embargo, puede competir perfectamente en el rango de las tablets de gama alta de 10 pulgadas y, de hecho, en nuestra opinión, lo hace con gran solvencia. Por supuesto está la cuestión del diseño, que es bastante inusual y puede que despierte reticencias en algunos, si bien es importante no olvidar que su atípico soporte cilíndrico está lleno de ventajas en el plano práctico, ya que sirve tanto para sostenerla más cómodamente, como para albergar una batería de mayor capacidad de lo habitual, además de un proyector, algo que puede ser de lo más útil para el trabajo o para reproducir contenidos multimedia en familia. Y al margen de esta característica más personal, lo que no se puede discutir son su gran calidad de imagen y su fluidez.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios