Permisos de aplicaciones. ¿Hasta dónde llega la seguridad?

Escrito por
Android

Dentro del millón de aplicaciones que encontramos disponibles para Android a día de hoy, encontramos grandes diferencias entre ellas en todos los aspectos. Desde las que son gratuitas o las que tienen algún coste que puede llegar a varias decenas de euros, hasta aquellas de temáticas totalmente distinta que están enfocadas a todos los públicos o a sectores profesionales o colectivos concretos. Sin embargo, estas no son algunas de las diferencias más importantes que podemos encontrar entre todos los títulos existentes.

Los permisos que concedemos a cada una de ellas a la hora de descargarlas y utilizarlas en tablets y smartphones, también son elementos fundamentales aunque a simple vista, no parezcan tener demasiada importancia. La seguridad y la privacidad de millones de usuarios es clave y en muchos casos, éstos son los blancos de los ataques de hackers y elementos maliciosos que pueden dar lugar a situaciones complicadas, como el robo de información de caracter personal, pero también, a que las desarrolladoras de las herramientas utilicen sin nuestro consentimiento nuestros datos. A continuación os comentamos cuáles son las consecuencias de conceder acceso a las apps a nuestros terminales a la hora de descargarlas y cómo podemos protegernos mejor ante aquellas situaciones de riesgo.

apps tablets empresariales

Primer conflicto: Falta de transparencia

Actualmente, se ha hablado mucho de la necesidad de que en el ámbito de la política, los líderes publiquen todas sus actividades para que los ciudadanos podamos conocer todos los casos de corrupción y las actividades ilícitas de manera transparente. Sin embargo, la transparencia también es algo que falla en el sector de las aplicaciones donde existe un vacío entre los desarrolladores y los usuarios que impide que sepamos realmente hacia dónde va toda la información que ofrecemos a la hora de instalarlas. Por otro lado, pese a tener disponibles los contratos de uso y las licencias de cada herramienta, sus términos en muchos casos son difíciles de comprender y si, tenemos el tiempo y la paciencia suficientes para leer estos documentos que pueden llegar a ser muy extensos, observamos como quedamos desprotegidos pese a que cumplamos muchas de las cláusulas que figuren en él.

¿A qué puede acceder cualquier aplicación?

Como hemos mencionado antes, cada app que descargamos en nuestras tablets y smartphones, requiere de unos permisos diferentes que sin embargo, en todos los casos informan a sus creadores de aspectos como los contenidos que albergamos en memorias externas, la operadora que nos ofrece los servicios de navegación y telefonía o las otros elementos que haya instalados. Sin embargo, muchas otras acceden a información más personal y que despierta el recelo de millones de usuarios tales como la ubicación, los SMS guardados, el número de teléfono y especialmente, la identidad y la galería donde almacenamos todas nuestras fotos y vídeos.

Android M permisos

¿Cómo podemos gestionar lo que ofrecemos a cada app?

El primer paso para controlar más nuestra privacidad y evitar que los datos caigan en manos o de grandes empresas o de terceras personas, pasa por tener sentido común y no descargar aquellas aplicaciones que no susciten nuestra plena confianza y que, a nuestro juicio, requieran de demasiada información personal. Sin embargo, y aunque parezca paradójico, existen una serie de instrumentos de seguridad como Tor, que una vez descargadas, permiten activar y desactivar los permisos que otorgamos a las herramientas instaladas.

Aplicaciones seguras, una verdad a medias

La preocupación por utilizar tanto las tablets como smartphones de la manera más segura posible, ha dado lugar por un lado, aun aumento importante de las aplicaciones dirigidas a blindar a los usuarios y eliminar cualquier rastro que dejen al manejar sus terminales y por otro, a un incremento del número de herramientas que, a primera vista, no requieren ningún permiso para funcionar. Sin embargo, pese a que no utilicen información más personal como las fotografías o la identidad, como mencionamos antes, si recopilan otros datos como la compañía que nos proporciona los servicios de Internet que tengamos contratado o en qué gastamos la memoria de las tarjetas SD.

apps android permisos

¿Qué utilidad tiene el uso de nuestra información?

La mayor parte de los datos que ofrecemos van hacia las grandes empresas y desarrolladoras de las aplicaciones. En este sentido, se produce un comercio y tráfico de información que mueve miles de millones de euros ya que se utiliza para fines publicitarios. A través de ella, las compañías pueden crear campañas más personalizadas y efectivas con las que permiten captar a más consumidores.

figura androoid

Como habéis visto, el derecho a la privacidad de los usuarios puede verse comprometido no solo del lado de las agresiones e infecciones con archivos maliciosos, sino también de unas aplicaciones que todos utilizamos a diario y que en muchos casos, no nos dejan demasiado margen de maniobra ya que se han convertido en herramientas fundamentales. Tras conocer mejor a qué nos exponemos cuando descargamos aplicaciones en nuestras tablets y smartphones, ¿Pensáis que aún falta mucho por hacer en materia de seguridad y que siempre surgen brechas por alguna parte o creéis que es posible garantizarnos una experiencia de uso sin sobresaltos? Para que podáis opinar vosotros mismos, tenéis disponible más información relacionada como una lista de riesgos que existen a la hora de utilizar estos soportes.

Compártelo. ¡Gracias!
Continúa leyendo

Comentarios

Sin comentarios