Galaxy Tab A 10.1 (2016) vs Galaxy Tab S2 9.7: comparativa

Escrito por
Comparativas

A diferencia de lo que sucedió con el modelo del año pasado, la nueva Galaxy Tab A 10.1 (2016) tiene un perfil más de gama media-alta y, de hecho, está mucho más cerca que el modelo de 9.7 pulgadas, tanto por especificaciones técnicas como por precio, de la tablet estrella de Samsung, la Galaxy Tab S2. De hecho, ahora que este modelo se encuentra más barato que nunca, la diferencia es incluso menor de lo que cabría esperar. ¿Cuál de las dos se ajusta mejor a vuestras necesidades y vuestro presupuesto? Os dejamos con nuestra comparativa y la decisión es vuestra.

Diseño

Nos volvemos a encontrar en este apartado con lo que ya habíamos visto en nuestra comparativa anterior: a pesar de todas las similitudes entre ambas, el hecho de que la pantalla del modelo nuevo sea más alargado, introduce una diferencia importante, ya que invita a que lo usemos en posición paisaje, de manera que los marcos más amplios lo tendremos en los laterales, algo inusual pero que puede resultar bastante útil. Un punto a favor de la Galaxy Tab S2, en cualquier caso, es el contar con lector de huellas digitales.

Dimensiones

La Galaxy Tab S2 es una tablet extraordinariamente compacta y ligera, y en este sentido, la nueva Galaxy Tab A está unos cuantos pasos por detrás: no sólo es más grande, algo explicable por el tamaño de su pantalla (25,42 x 15,53 cm frente a 23,73 x 16,9 cm), sino que también es bastante más gruesa (8,2 mm frente a 5,6 mm) y pesada (525 gramos frente a 389 gramos).

Samsung Galaxy Tab A 2016 oficial

Pantalla

Además de la diferencia de tamaño que acabamos de mencionar (10.1 pulgadas frente a 9.7 pulgadas) y de la diferencia de relación de aspecto que comentábamos un poco antes (16:10, optimizada para la reproducción de vídeo, frente a 4:3, optimizada para la lectura), no hay que perder de vista que la Galaxy Tab S2 sigue llevando ventaja en resolución, a pesar de la evolución que ha traído en este apartado la nueva Galaxy Tab A (1920 x 1200 frente a 2048 x 1536).

Rendimiento

También sigue saliendo vencedora con cierta claridad la Galaxy Tab S2 en el apartado de rendimiento, con un procesador más potente (ocho núcleos y 1,6 GHz de frecuencia frente a ocho núcleos y 1,9 GHz de frecuencia) y con más memoria RAM (2 GB frente a 3 GB). Las dos nos permiten disfrutar de Android Marshmallow, aunque la nueva Galaxy Tab A puede presumir de traerlo ya pre-instalado.

Capacidad de almacenamiento

Otro punto a favor de la Galaxy Tab S2 es el que nos ofrece el doble de memoria interna que la nueva (o que la antigua, para el caso) Galaxy Tab A (16 GB frente a 32 GB). Las dos cuentan, eso sí, con ranura para tarjeta micro-SD, lo que ayuda a paliar las limitaciones que nos podamos encontrar en cuanto a espacio de almacenamiento.

Samsung Galaxy Tab S2 blanco

Cámaras

Si ya normalmente aconsejamos no dar demasiada importancia al apartado de cámaras a la hora de escoger tablet (salvo que estemos muy seguros de que vamos a darle mucho uso realmente), en este caso podemos obviarlo con más tranquilidad aún, ya que las características son muy similares en los dos modelos, con 8 MP en la parte trasera y con 2 MP en el frontal en ambas.

Autonomía

Ya hemos dicho que la nueva Galaxy Tab A es bastante más gruesa que la Galaxy Tab S2, pero eso juega a su favor ahora, dado que nos encontramos con una batería de capacidad mucho mayor (7300 mAh frente a 5870 mAh). Teniendo en cuenta que la pantalla del modelo de gama alta tiene también una resolución más alta, parece razonable esperar que sea la de gama media la que venza en las pruebas independientes de autonomía.

Precio

Normalmente esperaríamos que la diferencia entre el modelo de gama alta y el de gama media fuera bastante más amplia, pero esto es lo que hace especialmente interesante esta comparativa, y es que la Galaxy Tab A 10.1 (2016) se ha anunciado por un precio de 290 euros y la Galaxy Tab S2 se puede conseguir ahora en algunos distribuidores por 400 euros.

Compártelo. ¡Gracias!