¿Qué puede ofrecer la tablet más barata del mercado?

Escrito por
Tablets

Comprar una tablet a veces puede ser una tarea algo complicada si no tenemos en cuenta algunos aspectos básicos como por ejemplo, para qué usaremos el dispositivo en el futuro o el dinero que podemos gastarnos en él. Pese a que la diversificación sea una de las grandes fortalezas del sector y, actualmente, existan miles de modelos distintos procedentes de decenas de fabricantes y que buscan ajustarse a todos los usuarios posibles, a veces, debemos mostrar cautela ante terminales que a primera vista, pueden parecer equilibrados y también, baratos, pero que a corto o medio plazo, presentan carencias importantes que acaban produciendo frustración y desconfianza al público.

Actualmente, existen decenas de compañías que se lanzan a la piscina a través de dispositivos muy asequibles y que pese a no tener características punteras, se ofrecen como una alternativa interesante para aquellos grupos de consumidores que deseen tener un terminal auxiliar o también, una primera toma de contacto con estos soportes. Pero, ¿Hasta qué punto podemos rebajar nuestras exigencias a la hora de adquirir una nueva tablet? A continuación, os ponemos el ejemplo del dispositivo más barato existente a día de hoy y analizamos, a través de sus prestaciones, que puede ofrecer y cuales son sus limitaciones.

Tablets escaparate

Diseño y pantalla

Comenzamos con los aspectos visuales y las características de imagen. Pese a que la mayor parte de terminales ya estén dejando el plástico de lado y añadiendo elementos metálicos, en el caso de esta tablet, llamada Q8 y procedente de una firma china totalmente desconocida, nos encontramos con una cubierta de plástico con acabados algo toscos y con un grosor de casi un centímetro. En cuanto a las dimensiones del panel, nos encontramos con una pantalla de 7 pulgadas acompañada de una resolución de 800×480 píxeles, una cifra muy reducida que puede provocar dificultad para ver contenidos en ambientes con contrastes fuertes de luz y sin una nitidez elevada. En el terreno de las cámaras, nos encontramos con dos sensores de 0,3 Mpx.

Procesador

En este apartado es donde nos encontramos con la mejor característica de este dispositivo ya que la Q8 está equipada con un chip de 4 núcleos capaz de alcanzar frecuencias máximas de 1,5 Ghz. Por otro lado, viene acompañado de una GPU Mali 400 que no obstante, ya ha quedado anticuada y que puede quedar comprometida al ejecutar algunos juegos que requieren una gran cantidad de recursos para ejecutarse correctamente.

q8 pantalla

Memoria y almacenamiento

En estas prestaciones es donde podemos comprobar hasta dónde llegan las limitaciones de esta tablet. Con una RAM de solo 512 MB y una capacidad de almacenamiento de 8 GB que no obstante, puede ampliarse hasta los 32 mediante tarjetas externas, ambos parámetros resultan insuficientes si queremos ejecutar más de dos aplicaciones al mismo tiempo y si queremos utilizar este dispositivo como galería de contenidos multimedia.

Sistema operativo y autonomía

Pese a que las versiones 5 y 6 de Android están ganando más peso día tras día y, actualmente, la mayoría de las marcas, independientemente de su tamaño o de las prestaciones de sus terminales, incorporen a estos miembros de la familia del robot verde, en el caso de la Q8 nos encontramos con Android 4.4, un software que sigue teniendo una cuota importante pero que sin embargo, no permite la actualización a versiones posteriores y que, por tanto, no incorpora las  nuevas medidas en materia de seguridad y privacidad que las siguientes ni tampoco, otras mejoras en la gestión de la batería y los recursos como Doze que dan como resultado que la autonomía máxima de esta tablet alcance las 3 horas en caso de reproducción de vídeo. Aproximadamente la mitad de la duración mínima que podemos encontrarnos en la mayor parte de modelos low cost.

q8 tablet camara

Precio y disponibilidad

Por último, llegamos a las características más destacadas de esta tablet y que la sitúan como la más barata del mercado. Su precio de salida es de unos 26 euros aproximadamente. Una cantidad irrisoria que queda muy por debajo de otras tablets low cost que comenzamos a ver por al menos, 50 euros. Al igual que la mayoría de dispositivos procedentes de China y que no son de firmas conocidas, el único canal de venta disponible en España para recibir este tipo de terminales pasa por portales de Internet.

Como habéis visto, en algunas ocasiones, lo barato puede salir caro y ya seamos usuarios experimentados, o públicos novatos que desean tener un primer contacto con estos soportes, debemos exigir unas características mínimas a la hora de adquirir unos dispositivos que ya se han convertido en plataformas fundamentales en las vidas de millones de personas. Tras conocer más sobre la tablet más barata del mercado, ¿Pensáis que puede ser una buena alternativa para aquellos que deseen un modelo muy básico sin entrar demasiado en sus prestaciones, o por el contrario, creéis que sea cual sea el uso que se le de, cualquier terminal debe contar con unos límites que no debe bajar? Tenéis disponible más información relacionada como por ejemplo, las líneas rojas que debemos tener en cuenta a la hora de comprar un nuevo modelo.

Compártelo. ¡Gracias!