De MacBook a Surface Pro 4: así es la herramienta que facilita una migración cada vez más común

Escrito por
Surface

Desde 2012 la cuestión parecía bastante clara: si Microsoft quiere ganar la guerra de las tablets necesita capitalizar su enorme poder en el ámbito del PC. Tras el poco éxito de los últimos MacBook, las ventas del catálogo de Surface se disparon a lo largo del último trimestre del pasado 2016, mientras que el iPad lleva tiempo sin arrancar a pesar de los distintos intentos de la manzana. Ahora, la firma de Redmond lanza una nueva herramienta para facilitar el tránsito a su tableta.

Dicha herramienta llamada Mac to Surface Assistant no ha sido aún presentada oficialmente. Sin embargo, hemos podido ver cómo Windows Central publicaba las primeras capturas, extraídas tras el anuncio en la cuenta WalkingCat de Twitter. Este programa lo que hace es replicar gran medida otros métodos que los fabricantes han puesto en marcha para facilitar el salto una a otra plataformas. Lo más curioso es que centra su objetivo en el sistema de escritorio de Apple, y no en el móvil, dando una vez muestras del paradigma que se impone impone en el segmento.

Surface Pro 4: ¿De qué se alimenta su crecimiento?

Con la Surface Pro 4 (y en menor medida con la 3) creemos que Microsoft se ha colocado justo en el punto en el que quería estar. La poca innovación del MacBook está consiguiendo atraer a los comparadores hacia el producto y la plataforma de Microsoft y, como decíamos arriba, toda la línea Surface aumentó su demanda en los meses de noviembre y diciembre, después de que Apple presentara la última generación de portátiles.

La gran clave a partir de ahora es ver cómo responde el usuario ante un nuevo iPad Pro 2 que, en teoría, queda muy poco para ver. Un nuevo repunte de ventas de la Surface Pro 4 o la Book sería extraño (aunque no descartable), dado que estos equipos tienen ya casi año y medio a sus espaldas y la renovación debe andar cerca. Sin embargo, si la acogida es fría y, por el contrario, el lanzamiento del próximo tablet de Microsoft aumenta las ventas con respecto a años previos, estaremos ante un claro caso en el que Surface consigue arañar tanto al iPad como al MacBook, consolidándose la máxima de Satya Nadella, de no tener que elegir entre un formato y otro.

Cómo funciona Mac to Surface Assistant

Aún hace falta que este utensilio se anuncie de forma oficial, sin embargo, las primeras capturas de pantalla publicadas permiten hacernos una clara idea de sus posibilidades. Como veis, no es nada que no pueda conseguirse con un disco duro externo y algo más de trabajo. Asimismo, los que estén acostumbrados a otros programas para facilitar migraciones tampoco se encontrará con nada inesperado.

La primera captura que vemos explica simplemente para qué sirve el programa. De hecho, este ha estado un tiempo abierto al público en la web de Microsoft pero vemos que se ha cerrado en las últimas horas.

de MackBook a Microsoft Surface

En la segunda pantalla nos encontramos con una serie de contenidos alojados en distintas carpetas del disco duro del portátil. En ese menú, directamente, podremos elegir cuáles son los archivos que nos interesa transferir: fotos, documentos, descargas, música, películas, etc.

migración MacOS Windows 10

Lógicamente al tratarse de un salto entre plataformas, lo que no tendremos a mano es la opción de instalar las aplicaciones de un equipo en otro. Ese proceso deberá ser efectuado a mano, y en muchos casos deberemos informarnos de cuáles son aquellas disponibles en la tienda de Microsoft que pueden reemplazar las funciones de las de Apple, pues no todas operan en ambos sistemas. Al fin y al cabo, la parte buena es que aunque la Windows Store se quede un poco corta de apps, en la red encontraremos numerosos desarrollos compatibles.

Más consejos para pasar de Macbook a Surface

Al hilo de todo esto, el medio Windows Central también tiene un divertido artículo en el que se ofrecían algunos consejos para pasar del escritorio de Apple al de Microsoft. Entre ellos hay algunos, en fin, más humorísticos que serios, como el hecho de que empieces a leer su web más a menudo (para tal fin, igualmente podéis echar un ojo a nuestra sección dedicada a la plataforma en TabletZona) o que escondas por completo tu viejo Mac y no caigas en la tentación de utilizarlo.

Sin embargo, hay una serie de advertencias que le resultarán muy útiles a cualquier primerizo en Windows 10. Por ejemplo, resistirse a las actualizaciones no tiene sentido. Como mucho podemos intentar que se produzcan en el momento menos inconveniente. Windows Defender es (y lo va a ser todavía más en el futuro) una pieza de software imprescindible para el sistema. También es importante no volverse loco en aprender cómo funciona todo el primer día, puesto que hablamos de un SO rico y denso en opciones. Conviene ir atacando las necesidades según se vayan presentando hasta estar un poco familiarizado con todo.

Compártelo. ¡Gracias!