Cómo utilizar en tu iPad un sistema de carga más rápida

Escrito por
iPad

Una de las grandes carencias de Apple en relación a la competencia es que ni los iPhone ni los iPad han adoptado aún sistemas de carga rápida como los Android de gama alta. Con estos trucos, no obstante, podrás reducir los tiempos en buena medida sin poner en peligro la integridad de tu tablet.

Realizar una carga completa en un iPad no es en absoluto un proceso rápido y en ocasiones eso puede resultar un problema puesto que tal vez necesitamos llevar con nosotros el tablet o trabajar cómodamente sin estar pegados a un enchufe. Aunque sabemos tener conectado el equipo toda la noche a la corriente no va a provocarle ningún tipo de daño y tal vez sea el momento oportuno para hacerlo, ese ciclo no siempre coincide con nuestras necesidades.

Así podemos tener carga rápida en un iPad Pro 12.9

Si tenemos un iPad Pro de 12.9 pulgadas, conseguiremos algo de margen a la hora de jugar con la carga de batería. Para hacerlo de forma segura, Apple recomienda normalmente no utilizar cargadores de más de 12W. No obstante, con su tableta de gran formato, hay una excepción y se pueden utilizar adaptadores de 87W, de 61W o de 29W oficiales, todos ellos están a la venta en Amazon y tienen precios que van desde los 45 a los 89 euros. Eso sí, nos va a hacer falta también cable USB tipo C a Lightning (unos 13 euros).

cargador oficial de Apple iPad 2017

En caso de que nuestro modelo de iPad sea otro, lo que podemos hacer es asegurarnos de que el transformador soporte 12W, puesto que los dispositivos han llegado a vender con cargadores de 10W y 5W. Aunque siempre es bueno utilizar piezas oficiales. Aún existen otros fabricantes de confianza, Aukey (yo mismo tengo un cargador de ese fabricantes) que nos harán ahorranos un dinerillo.

El modo avión para arañar unos cuantos minutos

Activar el modo avión es un método eficaz para acortar los tiempos y conseguir una carga rápida. No, no se trata de una leyenda urbana, sino que cortando el tráfico de datos, el iPad no consume tanto al tiempo que recarga. Siempre que no nos sea posible utilizar ese modo, se puede rebajar el brillo del dispositivo, desactivar la localización y la actividad de las aplicaciones en segundo plano.

Es muy posible que a partir de la próxima generación, Apple implante sistemas de carga rápida en su iPad y si iPhone. Seguramente, este es, junto con el ratio de pantalla, una de las circunstancias en las que la manzana aún se encuentra por detrás de firmas como Samsung.

Fuente: 8to5mac.com

Compártelo. ¡Gracias!