Comparativa con todos los modelos del iPad del 2017: ¿cuál es para ti?

Escrito por
Comparativas

Para quienes tuvieran dudas de la confianza que tiene Apple en el futuro de su tablet, tenemos nada más y nada menos que tres nuevos modelos del iPad en 2017, y aunque la estrella es sin duda el recién presentado iPad Pro 10.5, las otras opciones tienen sus propios atractivos. ¿Cuáles son las diferencias y cuál es el que mejor se adapta a tí?

iPad Pro 10.5 vs iPad Pro 9.7: ¿qué ha cambiado?

Vamos a empezar haciendo un repaso de todas las novedades que ha introducido el nuevo iPad Pro 10.5 respecto al modelo de 9.7 pulgadas, para ayudaros a decidir en caso de que tengáis este último y estéis pensando renovarlo, o para quienes quieran aprovechar para hacerse más barato con él en estos días tan cargados de rebajas de tablets de gama alta, o más adelante incluso, con una unidad restaurada.

La diferencia más evidente, por supuesto, está en el diseño y en el tamaño de la pantalla, y aunque el primero es sin duda de agradecer, pocos lo considerarán en realidad razón suficiente para apostar por el modelo nuevo. Cuestión distinta es contar con casi una pulgada más de pantalla, sobre todo cuando viene con un coste tan pequeño en tamaño (25,06 x 17,41 cm frente a 24 x16,95 cm) y peso (469 gramos frentea 437 gramos), y ninguno en grosor (6,1 mm ambos).

La pantalla no sólo es un poco más grande sino que también tiene más resolución (2224 x 1668 frente a 2048 x 1536), aunque hay que decir que es lo justo para mantener la densidad de píxeles de 264 PPI. Sí que habría aumentado el brillo (en un 50%) y disminuido los reflejos, además de que su tasa de refresco alcanza los 120 Hz.

También mejora algo en el apartado de cámaras (la principal tiene ahora una apertura de f/1.8 y estabilizador óptico de imagen y la frontal llega a los 7 MP), pero no es una cuestión crucial en una tablet y en el apartado de sonido no hay novedades importantes (se mantienen los cuatro altavoces estéreo, que no es poco), por lo que en lo que respecta a ambos como dispositivo multimedia, todo gira en las mejoras en la pantalla.

Como herramienta de trabajo, por otra parte, tenemos una evolución notable en el apartado de rendimiento, con un 30% más de potencia en CPU y un 40% en GPU gracias al A10X, pero puede que las novedades más interesantes en este caso sean las que nos trae iOS 11, y por lo tanto no serían específicas del iPad Pro 10.5.

iPad Pro 10.5 vs iPad Pro 12.9: ¿lo mismo en distinto tamaño?

Pues básicamente sí: el iPad Pro 9.7 y el primer iPad Pro 12.9 eran tablets bastante diferentes, con especificaciones distintas en algún que otro apartado (las cámaras del modelo de 9.7 pulgadas eran mejores), con el mismo procesador pero ajustado con dos potencias diferentes (el modelo de 12.9 pulgadas rendía mejor), y la pantalla del primero, por ser más nueva, llegaba con algunas mejoras en brillos y reflejos.

Nada de eso sucede con los dos nuevos modelos del iPad Pro que, por lo que sabemos de momento, son idénticos en todo salvo en el tamaño. La diferencia de dimensiones, no obstante, es lo suficientemente grande como para que después de todo sea suficiente como para justificar en sí misma el apostar por un modelo u otro: las casi dos pulgadas y media más de pantalla que ganamos con el más grande de los dos nos va a costar tener que manejar un dispositivo bastante más voluminoso (30, 57 x 22,06 cm frente a 25,06 x 17,41 cm) y pesado (677 gramos frente a 469 gramos), aunque no mucho más grueso (6,9 mm frente a 6,1 mm).

Y, por supuesto, la diferencia en tamaño también se convierte en una diferencia sustancial en euros a la hora de pagar: mientras que el modelo básico del iPad Pro 10.5 se venderá por 729 euros, el iPad Pro 12.9 nos costará 899 euros. Los 170 euros que les separan se mantienen, además, independientemente de por cuál de las opciones de almacenamiento y conectividad apostemos.

iPad Pro 10.5 vs iPad 9.7: lo que compramos por 330 euros más

A la hora de comparar el iPad Pro 10.5 con el iPad 9.7 lo primero que hay que tener en cuenta es la diferencia de precio, que es realmente grande: nada menos que 330 euros. Y es que Apple este año se ha ido a los extremos en este sentido y mientras que la primera es la tablet de 10 pulgadas más cara de su historia, la segunda es la más barata, incluso si eso no ha impedido que coserve los acabados premium propios de la compañía de la manzana e incluso el Touch ID.

Hay que decir que aunque la diferencia de tamaño (tanto de la  pantalla como del dispositivo en sí) son similares a las que hemos visto que había con el iPad Pro 9.7, no sucede lo mismo con el peso y con el grosor, de manera que tenemos casi una pulgada más de pantalla en una tablet que es un poco más grande pero que pesa exactamente lo mismo (469 gramos) y es incluso más fina (6,1 mm frente a 7,5 mm).

La diferencia de resolución no cambia tampoco respecto al iPad Pro 9.7 y se mantienen los 264 PPI, y es cierto que el iPad 9.7 tiene una pantalla más brillante, aunque no sabemos si llegará al nivel de la del iPad Pro 10.5, pero lo que sí podemos decir que no tiene es la misma capa anti-reflejos ni el laminado que hace que reduce la distancia entre los píxeles y el panel táctil, y que ya hemos comentado muchas veces que es una de las cosas que a nosotros personalmente nos gustan menos de él.

Analisis en profundidaad tabletzona iPad 2017

Las cámaras son también muy inferiores (la principal es de 8 MP, con apertura f/2.4 y sin estabilizador óptico de imagen y la frontal es de 1,2 MP) hasta el punto de que la frontal del iPad Pro 10.5 es casi mejor que la principal del iPad 9.7, pero este es un punto que para un usuario medio no será demasiado importante. Lo que probablemente sí vamos a echar de menos desde el punto de vista multimedia son los cuatro altavoces estéreo, incluso si su sonido es bastante potente.

Aunque el iPad 9.7 recibirá iOS 11 y suponemos que con él muchas de las nuevas herramientas de productividad (no sabemos aún si alguna será exclusiva del iPad Pro), y de entrada ya disfruta de la ventana partida, sí que hay un par de puntos que pueden marcar una diferencia importante: el primero es el rendimiento, porque el modelo más asequible es una tablet sorprendentemente fluida, pero su procesador (un A9) está muy lejos de la potencia del A10X; el segundo es que no tiene soporte para Apple Pencil.

También hay una diferencia muy importante en capacidad de almacenamiento, incluso si comparamos los modelos base, ya que el iPad 9.7 llega con 32 GB y el iPad Pro 10.5 con 64 GB, y esto es algo crucial cuando no hay ranura para tarjeta micro-SD. Y si estamos dispuestos a pagar más para hacernos con algo más de memoria interna, el tope es mucho más alto también con la segunda (128 GB frente 512 GB).

¿Cuál de los modelos del iPad del 2017 es el adecuado para vosotros?

La realidad es que tal y como ha quedado estructurado el catálogo del iPad con las tres incorporaciones de este año, nuestro presupuesto y nuestra preferencia en cuanto a tamaño van a ser factores decisivos, y poco más hay que pensar en realidad. El iPad 9.7 es una gran tablet para costar 400 euros y definitivamente la mejor tablet que Apple podía lanzar por ese precio, y dar el salto al iPad Pro 10.5 supone prácticamente doblar la inversión: a no ser que no nos importe pagar lo que sea para tener lo mejor o que realmente vayamos a sacar partido del Apple Pencil, es difícil imaginar que alguien se anime a hacer la inversión extra. Y lo mismo pasa con el iPad Pro 12.9: ¿por qué pagar casi 200 euros más sino porque tenemos muy claro que necesitamos más pulgadas?

ipad tamaños precios

La duda, por tanto, nos parece a nosotros que puede estar más en si decantarse por uno de los nuevos o buscar hacerse con uno de los modelos anteriores más baratos. Y aún así, pensando en que incluso con una de las mejores ofertas que hemos visto nunca, el iPad Pro 9.7 sigue costando 600 euros, cabe ya cuestionarse una vez llegamos a semejantes cifras si lo que nos ahorramos nos merece la pena como para privarnos de todas las mejoras de los modelos del  iPad del 2017.

Compártelo. ¡Gracias!