¿Cuáles son las características mínimas que debe tener tu tablet a día de hoy?

Escrito por
Tablets
0

Con la evolución que ha vivido el sector de las tablets en los últimos años, ¿cuáles son ahora mismo los requisitos mínimos que le podemos pedir a una tablet y cómo varían en función del sistema operativo que nos interese? ¿Que es lo que debemos intentar conseguir si estamos buscando comprar una nueva? Repasamos las características básicas para elegir tablet en este momento.

Las características mínimas que debemos exigir: primero, pensar en el sistema operativo

La elección de sistema operativo es fundamental siempre a la hora de elegir un dispositivo móvil y entre los muchos aspectos en los que es un factor determinante son las características que vamos a necesitar en nuestra tablet. Para los más apasionados de la tecnología es una cuestión evidente, pero no está de más insistir un poco en esta cuestión, en todo caso.

iOS: pocos factores a tener en cuenta

Con el iPad la cuestión es extremadamente sencilla, porque Apple coordina hardware y software y también porque no tenemos demasiado donde elegir. Además de no perder de vista nunca que no tendremos en ningún caso ranura para tarjeta micro-SD y elegir la capacidad de almacenamiento en consecuencia, lo único que debemos tener en cuenta es, en el caso de que vayamos a comprar restaurado o de segunda mano uno de los modelos más antiguos, es si está entre los dispositivos que van a seguir actualizándose, a corto plazo al menos, lo que supone básicamente confirmar que está en el listado de dispositivos que recibirá iOS 11.

segunda beta de iOS 11

Incluso esto es más una cuestión de si queremos o no disfrutar de las nuevas funciones (que deberíamos), porque el rendimiento no va a ser igual en unos y otros, por supuesto, pero la realidad es que son tablets que envejecen realmente bien, como vimos en la comparativa en vídeo entre el iPad mini con el nuevo iPad 9.7. Y, por supuesto, si queremos usar el Apple Pencil, ya sabemos que necesitamos uno de los Pro, pero salvo para usuarios con un perfil muy específico esto difícilmente se puede considerar un requisito mínimo.

Windows: el sistema operativo más exigente

Con Windows 10 el problema empieza ya a complicarse, porque aquí sí que tenemos ya una variedad muy grande fabricantes y modelos disponibles y sí que es importante tener en cuenta si estamos buscando una tablet relativamente asequible, que con este sistema operativo, es bastante fácil que nos quedemos cortos de especificaciones técnicas. Los usuarios más avanzados, de hecho, suelen poner el límite para un 2 en 1 en un procesador Intel Core i5, 8 GB de memoria RAM y 256 GB de almacenamiento.

windows 10 interfaz

La realidad es que un usuario medio puede quedar plenamente satisfecho con mucho menos, pero como decíamos antes, conviene pensárselo un poco antes de apostar por alguna de las tablets más baratas, que llegan hasta con 2 GB de memoria RAM e incluso sólo 32 GB de almacenamiento. Hay que pensar, con respecto a esto último, por ejemplo, que Windows 10 puede ocupar fácilmente maś de 20 GB. Si no estamos dispuestos a hacer una inversión importante nos tendremos que conformar con un procesador Intel Atom y si no usamos programas demasiado exigentes no tendremos problemas, pero deberíamos intentar conseguir 4 GB de RAM y al menos 64 GB de almacenamiento.

Android: el límite de las tablets baratas

Con Android tenemos un problema aún más complejo que con Windows porque la diversidad de modelos es mucho mayor, y dado que es un sistema operativo mucho más ligero, muchos más fabricantes han tratado de reducir al mínimo los requisitos de hardware para lanzar tablets lo más baratas posibles, y la realidad es que alguno que otro se ha llegado a pasar de la raya. En nuestra guía de tablets baratas hacíamos un repaso más extenso de lo que debemos exigirle a una tablet para no encontrarnos con que, por pequeña que haya sido, nuestra inversión ha resultado inútil, pero podemos destacar algunas cuestiones básicas.

Android 7 Nvidia tablet

Respecto al procesador, no es tan importante el número de núcleos (cuatro u ocho, es más una cuestión de consumo), y no nos vamos a encontrar ya prácticamente ninguno con frecuencia por debajo de 1,2 GHz, pero la mejor opción ahora mismo (la que, de hecho, encontramos en las tablets baratas más interesantes) son los de Mediatek. Es raro también ver ya tablets con menos de 1 GB de memoria RAM, mínimo imprescindible a estas alturas. Lo que no es tan inusual es encontrarnos con tablets con 8 GB de almacenamiento y, aunque de hecho es inevitable si buscamos algo por menos de 100 euros, en todo caso debemos asegurarnos de que al menos cuenten con tarjeta micro-SD.

¿Por qué características deberíamos considerar pagar algo más?

Por supuesto, siempre que nos lo podamos permitir nos vamos a encontrar con que las mejores tablets están llenas de detalles que nos van a compensar la inversión extra, pero hay algunas características básicas por las que nos puede merecer la pena pagar un poco más incluso si estamos buscando no gastarnos ni euro más de los necesario. En el caso del iPad ya hemos dicho que sin duda sería la capacidad de almacenamiento, especialmente si somos usuarios bastante intensivos.

En el caso de Windows, por otra parte, hemos comentado ya también que nos parece que deberíamos buscar disfrutar al menos de 4 GB de RAM y de 64 GB de almacenamiento, pero si hay una razón por la que en nuestra opinión merece la pena pagar más es para evitar los procesador Intel Atom. Normalmente los 2 en 1 con procesadores Intel Core dan también ya el salto a las 12 pulgadas y a los 128 GB de almacenamiento, por lo que el precio en conjunto va a subir bastante, pero la inversión extra sin duda va a merecer la pena si nos lo podemos permitir.

Para finalizar, en el caso de Android la realidad es que para mejorar significativamente en procesador lo normal es que haya que dar ya el salto a la gama media, pero sí que merece la pena invertir un poco más para disponer, como ya señalábamos antes, de 16 GB de almacenamiento (aunque aún seguirá siendo importante disponer de ranura para tarjeta micro-SD) y también vamos realmente a agradecer en el apartado de multitarea disponer de 2 GB de RAM. Teniendo en cuenta el problema de actualización que sufren las tablets con el sistema operativo de Google, no está de más intentar también conseguir una con la última versión, tanto por disfrutar de las nuevas funciones, como por el empujón en rendimiento y autonomía que supone.

Para terminar con unos apuntes, no relacionados ya con el sistema operativo, siempre vamos a querer tener la resolución más alta posible y nosotros recomendaríamos intentar conseguir siempre un modelo con HD como mínimo, pero queremos notar también con respecto a los materiales para tablets, que el pagar un poco más para evitar el plástico, no es sólo una cuestión estética, sino que tiene también beneficios en términos de resistencia y de conservación en buen estado de los componentes, por lo que nos puede ayudar a prolongar su vida.

Compártelo. ¡Gracias!