Ferias tecnológicas. Datos que acompañan a la IFA en esta edición

Escrito por
Tablets

Las ferias tecnológicas más grandes son un escaparate de las nuevas tendencias en electrónica de consumo de alcance mundial. Por eso, la preparación de estos eventos debe producirse con mimo. Una vez se inauguran, no hay margen para cometer errores, ya que los fallos, por mínimos que sean, pueden empapar durante años la reputación tanto de sus organizadores como de los propios eventos en sí mismos.

Hoy se abre la edición de 2017 de la cita berlinesa. En ella, se congregarán cientos de fabricantes, y decenas de miles de personas pasarán por los diferentes pabellones y stands pero, ¿qué sucede entre bastidores? Hoy os contaremos algunos datos llamativos que influirán en un acontecimiento que en sus orígenes, tenía como objetivo mostrar los avances en el campo de la radio.

 

1. Récord de expositores

Los organizadores aseguran que en este año, se superarán las 1.800 empresas participantes. Aunque las especializadas en electrónica de consumo tendrán un papel destacado y la presentación de nuevos dispositivos tanto en el formato tablet como en el de smartphones tendrán un protagonismo especial, aquí tendrán cabida otros actores como por ejemplo, compañías especializadas en electrodomésticos.

ifa stand

 

2. Ferias tecnológicas a lo grande

Para cobijar a tantos visitantes y expositores, hace falta mucho espacio. Para ello, en la IFA de este año se alcanzarán los 159.000 metros cuadrados de instalaciones en las cuales se situarán todos los stands. Teniendo en cuenta que los campos de fútbol o estadios más grandes, rondan los 11.000, en el terreno en el que se celebrará este evento, en el que se ha ocupado todo el espacio, cabrían unos 13.

3. Gran impacto económico

Si hay algo que puede consolidar las ferias tecnológicas o bien, hacerlas caer en el olvido, es el beneficio que deje en las ciudades en las que se celebra y también, en las propias firmas. En este caso, los datos de la edición anterior arrojan un impacto económico de unos 4.500 millones de euros entre el cierre de la IFA y la campaña navideña repartidos entre las ganancias que se quedaron en Berlín en servicios como hoteles y restauración, y la venta de los propios terminales de las tecnológicas. Para el mismo período de este año, se espera un crecimiento cercano al 4% respecto a 2016.

Como habéis podido comprobar con este breve resumen, las grandes citas como la de la capital alemana, siguen teniendo peso pero, ¿hasta dónde puede llegar su influencia? Os dejamos disponible información relacionada como por ejemplo, los pros y contras de estos actos para que podáis conocer más.

Compártelo. ¡Gracias!