iPhone 8 Plus vs LG V30: comparativa

Escrito por
Comparativas

Como pudimos comprobar en el último IFA de Berlín, este año LG tiene un serio contendiente en la gama alta, que ya comprobamos que aguantaba bastante bien el tipo frente al Galaxy Note 8. Su diseño le convierte en una alternativa al iPhone X algo más asequible bastante interesante, pero nos vamos a concentrar en esta comparativa en el modelo al que se asemejará más en precio: iPhone 8 Plus vs LG V30.

Diseño

En el apartado de diseño, ya lo hemos dicho, el LG V30 está más cerca en realidad del iPhone X que del iPhone 8 Plus, debido a su frontal sin marcos, y el contraste con este último es bastante notable en este sentido. Se parecen bastante en otros aspectos, sin embargo, ya que los dos combinan el cristal y el aluminio en su construcción y pueden presumir de ser resistentes al agua, además de contar con lector de huellas digitales, aunque su ubicación es diferente: en el phablet de Apple sigue en el frontal, como siempre, mientras que en el de LG, como en la mayoría de los phablets sin marcos, se encuentra en la parte de atrás.

Dimensiones

Una de las grandes ventaja de los frontales sin marcos que los dispositivos que los lucen tienen mucho mejor ratio pantalla/tamaño y, efectivamente, aunque veremos que su pantalla es más grande, el LG V30 es un dispositivo bastante menos voluminoso (15,84 x 7,81 cm frente a 15,17 x 7,54 cm) y lo que puede ser casi tan importante, mucho más ligero (202 gramos frente a 158 gramos). Se hace la victoria incluso en lo que respecta al grosor, aunque la diferencia en este caso es mínimo y no merece la pena tenerla demasiado en cuenta (7,5 mm frente 7,4 mm).

Pantalla

Ya os hemos adelantado que la pantalla del LG V30 es más grande y lo cierto es que una diferencia bastante notable (5.5 pulgadas frente a 6 pulgadas), pero no la única, porque hay que tener en cuenta que también tiene una relación de aspecto distinta, más alargada, y paneles P-OLED, además de una resolución mucho más alta (1920 x 1080 frente a 2880 x 1440).

Rendimiento

Habrá que esperar a verlos en benchmarks y demás tests de velocidad y rendimiento, pero con un incremento de un 25% respecto al A10, parece poco arriesgado apostar a que con el A11 los phablets de Apple superarán a sus rivales Android en este apartado. En todo caso, si el iPhone 8 Plus acaba imponiéndose al LG V30 no será porque este no cuente con un hardware al más alto nivel, con un Snapdragon 835 de ocho núcleos y 2,45 GHz de frecuencia máxima y 4 GB de memoria RAM.

Capacidad de almacenamiento

Otra victoria ahora para el LG V30 en el apartado de capacidad de almacenamiento, ya que consigue igualar los 64 GB de memoria interna que nos ofrece el iPhone 8 Plus, pero añade la opción de utilizar tarjetas micro-SD, algo que ya sigue sin ser una opción en los dispositivos móviles de Apple.

Cámaras

Las especificaciones técnicas en el apartado de cámaras son bastante similar, empezando porque en ambos casos tenemos cámaras duales, aunque su configuración es un poco diferente, porque en el iPhone 8 Plus tenemos dos sensores muy similares (con 12 MP ambos, aunque con aperturas distintas, uno de f/1.8 y otro de f/2.8), mientras que en el LG V30 están más diferenciados (uno de 16 MP con apertura f/1.6 y otro de 13 MP con apertura f/1.9). Será más fácil decidir cuál da mejor resultado cuando podamos comparar muestras de ambas. En el frontal, el phablet de Apple sí lleva algo de ventaja (7 MP frente a 5 MP).

Autonomía

La autonomía es mucho más que la capacidad de la batería y sólo los tests independientes podrá decirnos la de cuál de los dos es mejor, pero de entrada el LG V30 parte con una ventaja sustancial, con 3300 mAh, frente a los 2675 mAh, que se ha descubierto que tenemos en el iPhone 8 Plus. Hay que insistir en que el consumo es un factor igual de importante, y cabe esperar que el de la pantalla del LG V30 sea más alto.

iPhone 8 Plus vs LG V30: balance final de la comparativa y precio

El balance de esta comparativa es bastante similar al que hacíamos al enfrentar al iPhone 8 Plus con el Galaxy S8 Plus, y es que, a la espera de que ver lo que sucede con la autonomía y de las valoraciones que haga cada uno sobre sus respectivas cámaras, el LG V30 es un phablet con una pantalla más grande y con más resolución en un cuerpo más compacto, pero quizá menos fluido, y esto son los puntos que normalmente más van a llamar la atención. También tiene a su favor, que a veces resulta ser un detalle muy importante, el contar con ranura para tarjeta micro-SD.

A ellos se suma la diferencia de precio, que en esta ocasión no es tan grande porque el LG V30 es un lanzamiento tan reciente como el iPhone 8 Plus (de hecho, tendremos que esperar un poco más para poder comprarlo en nuestro país), pero aún puede jugar a su favor: el phablet de Apple se venderá a partir de 920 euros y el de LG a partir de 800 euros.

Aquí podéis consultar la ficha técnica completa del iPhone 8 Plus y del LG V30 vosotros mismos.

Compártelo. ¡Gracias!