El iPad 2018 frente al iPad Pro 10.5 en vídeo

Escrito por
Comparativas

Ayer os dejábamos una prueba de rendimiento en vídeo entre el iPad 2018 y el iPad 2017, para ver cuánto había mejorado el primero respecto al segundo en este apartado (uno de los pocos donde se diferencian) y ahora tenemos la oportunidad de mostraros qué tal parado sale cuándo le comparamos con el iPad Pro 10.5, para aquellos que tengan dudas aún de hasta qué punto merece la pena la inversión extra.

iPad 2018 vs iPad Pro 10.5: frente a frente, en vídeo

Cuando hicimos repaso de las diferencias que hay entre el iPad 2018 y el iPad Pro 10.5 en nuestra comparativa con los modelos del iPad de 10 pulgadas, ya quedaba claro que el segundo lleva una ventaja considerable en unos cuantos apartados, pero las especificaciones técnicas no siempre nos ponen fácil el hacernos una idea de qué es lo que vamos a perder o ganar con cada uno de ellos, un hueco que las comparativas en vídeo siempre ayudan a llenar.

Os dejamos por eso una de las primeras y más completas que se pueden encontrar, aunque avisamos que se echan en falta aún algunas muestras de sonido y de gaming (de cámara quizá también, pero en una tablet esta es una cuestión secundaria), dos puntos en los que el iPad pro 10.5 brilla y que pueden condicionar quizá la decisión de muchos. Sinceramente, no tenemos ninguna duda de que va a salir ganando con claridad respecto al iPad 2018, pero nos gustará ver por cuánto, y trataremos de hacerlo en otra ocasión.

Sí que podemos echar un vistazo aquí, en todo caso, a la diferencia de dimensiones y a la calidad de imagen de sus respectivas pantallas, incluyendo una demostración de que el iPad Pro 10.5 cumple mucho mejor a la hora de evitar reflejos. En lo que más se centra, no obstante, es en demostrar la diferencia de uso que tenemos con el Apple Pencil en ambos (que existe, gracias a los 120 Hz de la pantalla del Pro pero no es tan notable como podríamos pensar quizá) y en el rendimiento, con benchmarks que demuestran la superioridad del A10X sobre todo en el apartado multinúcleo y con pruebas de velocidad abriendo y cargando aplicaciones.

¿Merece o no la pena la inversión extra?

El iPad Pro 10.5 es un dispositivo superior en todos los apartados y eso es indiscutible: las ventajas que nos ofrece van desde el diseño a las cámaras, pasando por las pantallas, el audio y el rendimiento. El iPad Pro 10.5 de hecho, es probablemente la mejor tablet de 10 pulgadas que se lanzó el año pasado (la Galaxy Tab S3 es la única capaz de plantarle cara).

mejores tablets de 10 pulgadas de 2017

La cuestión, como hemos comentado ya en otras ocasiones, es que el iPad Pro 10.5 es el doble de caro en nuestro país que el iPad 2018, de modo que la inversión extra que tenemos que hacer es realmente grande. Es posible en realidad que con semejante diferencia de precio muchos realmente no tengan elección, porque el modelo estrella sencillamente está fuera de presupuesto.

Y lo cierto es que el iPad 2018 cumple muy bien a nivel de rendimiento aunque se quede, lógicamente, por detrás, e incluso con el Apple Pencil (que ya es algo relativamente para minorías) no se aprecian diferencias demasiado grandes en la experiencia de uso. A pesar del adjetivo “Pro” quizá donde se noten más las diferencias sean en el apartado multimedia. Pero si esto es lo que más nos interesa y queremos ir un poco más allá, ya hemos comentado que quizá la mejor opción entre el iPad 2018 y el iPad Pro 10.5 puede que sea la Galaxy Tab S3.

Compártelo. ¡Gracias!