¿Necesitan las tablets que tomemos más medidas de seguridad que en el móvil o el PC?

Escrito por
Aplicaciones Android

Salvando las distancias, una tablet es un ‘híbrido’ entre un teléfono inteligente y un ordenador. Este tipo de dispositivos pueden contar con software de móvil si se trata de un iPad -iOS- o de un tablet Android, pero también pueden venir con software de ordenador en el caso de modelos con sistema operativo Windows. Así que, en términos de seguridad, son ‘aparatos’ bastante similares.

La seguridad de un dispositivo informático depende tanto del hardware como del software; no obstante, es en el campo del software en el que podemos tomar la mayoría de las medidas como usuarios. Además, la mayoría de los ataques dirigidos por ciberdelincuentes tienen el software como foco. Así que, en el caso de las tablets, el punto principal está en su sistema operativo que, como decíamos, puede ser Android, iOS o Windows.

El sistema operativo de tu tablet es la clave en lo relativo a la seguridad

Si nuestra tablet es Android, o es iOS, a priori el nivel de seguridad sería el mismo que el de un móvil con Android, o el de un iPhone. Sin embargo, las tablets pueden contar con conectividad para redes móviles, o no. Evidentemente esto supone también una vía de entrada para los ciberdelincuentes, y una diferencia importante con respecto a los teléfonos inteligentes en el caso de tablets ‘solo WiFi’.

En las tablets, como en los smartphones Android y iPhone, o en los PCs con Windows, lo esencial es contar con un antivirus que se encargue de analizar todos los archivos que descargamos y recibimos por apps de mensajería instantánea, correo electrónico y demás, y de eliminar de forma automática las posibles amenazas de malware. Pero podemos ir más allá.

Las tablets con sistema operativo Android son las que, por norma general, menos actualizaciones reciben. Los smartphones tienen un soporte más constante por parte de los fabricantes y, en los casos en que esto se cumple, son más seguros. En este sentido, es fundamental aplicar las actualizaciones periódicas de seguridad que lanza Google para todos los dispositivos con sistema operativo Android.

La conectividad de una tablet condiciona su seguridad

Como avanzábamos, hay tablets con conectividad ‘solo WiFi’ y también modelos o versiones que cuentan con soporte para redes de telefonía móvil con su propia tarjeta SIM independiente del smartphone. La conectiidad a Internet, y sus diferentes posibilidades, condicionan de forma directa la seguridad del dispositivo. Las amenazas de malware, a fin de cuentas, llegan en su mayoría a través de Internet.

Es por eso que, más allá del antivirus, es recomendable tomar medidas de seguridad adicionales que, en realidad, son aplicables también tanto a teléfonos inteligentes como a ordenadores. Y que,. sin lugar a dudas, se deberían tomar en cualquier tablet sin importar cuál sea el sistema operativo que estemos utilizando.

El uso de una red privada virtual es una buena práctica que garantiza no solo la seguridad de nuestro dispositivo, sino también nuestra privacidad en el uso de cualquier servicio en Internet. Tenemos disponibles VPN para Android, para iOS y para Windows, que trabajan en el intercambio de tráfico entre el dispositivo y todos los servidores de Internet con diferentes medidas de seguridad que un antivirus convencional no ofrece.

¿Hay que tomar más medidas de seguridad que en un PC o en un móvil?

A priori no, pero todo depende del uso de cada usuario. Si conectamos al tablet periféricos como memorias USB, por ejemplo, entonces sí deberíamos tener en cuenta que esto supone riesgos que en un teléfono inteligente no asumimos, mientras que en una tablet o en un PC sí que nos exponen a amenazas de malware.

En dispositivos ‘solo WiFi’ la seguridad es mayor que en la de un teléfono inteligente, por no conectar con redes de telefonía móvil. Sin embargo, como comentábamos, las tablets reciben actualizaciones con menor frecuencia y, en este sentido, sí que son más sensibles a posibles ataques de ciberdelincuentes aprovechando vulnerabilidades conocidas.

Compártelo. ¡Gracias!