Kindle Oasis (2017)

Valoración: 9 de 10

Valoracion 9 de 10Las tablets son una herramienta con un gran potencial para disfrutar de la lectura, pero aún son muchos los que prefieren la tinta electrónica y que no tienen reparos en hacerse con un dispositivo dedicado únicamente a esta actividad, y el nuevo Amazon Kindle Oasis (2017) es probablemente el mejor al que podemos aspirar ahora mismo.

El primer Kindle Oasis se lanzó el año pasado y el nuevo modelo conserva muchas de sus señas distintivas, empezando por su diseño, pero llega con unas cuantas novedades que seguro que muchos van a agradecer, convirtiéndolo en prácticamente el e-reader perfecto, con muy pocas pegas que se le puedan poner ya.

Un diseño funcional y grandes acabados

Como su predecesor, el Kindle Oasis tiene un diseño algo peculiar, ya que no es completamente simétrico, con un grosor algo mayor del lado en el que se ubican las teclas para pasar página. Desde un punto de vista estético resulta algo extraño, pero cuando colocamos la funda esta se acopla haciendo que quede completamente igualado, y si lo usamos sin ella, la zona más abultada resulta ser un agarre cómodo que deja los controles para pasar página en una posición ideal para usarlo con una sola mano (cualquiera de las dos, porque la pantalla rota automáticamente).

Tenemos, además, grandes acabados gracias a su carcasa de aluminio. Como es lógico en un e-reader, por otro lado, hay poco que comentar en cuanto a puertos, conexiones y botones: en un lateral en el frontal tenemos las teclas para pasar página, bastante amplias, en el perfil superior a la derecha se ubica el botón de encendido y apagado, y en el inferior tenemos el puerto micro-USB para cargarlo y conectarlo a nuestro PC. Es bastante ligero (no tanto como otros e-readers, debido a su tamaño, pero mucho más que una tablet) con 194 gramos, y muy fino, llegando a sólo 3,4 mm.

Dos extra interesantes: resistencia al agua y soporte para dispositivos Bluetooth

En el apartado de diseño, no obstante, lo que más destaca de este nuevo Kindle Oasis es el haber ganado resistencia al agua, una característica que siempre decimos que desearíamos ver más en tablets y que se echaba mucho de menos en los e-readers, teniendo en cuenta que son compañeros perfectos para nuestras vacaciones y el tiempo que pasamos con ellos leyendo al borde la piscina o a la orilla del mar. Nosotros no hemos probado a sumergirlo por completo, aunque se supone que lo resistiría (en agua dulce, a dos metros y durante 60 minutos), pero podemos dar fé de que las salpicaduras no son ningún problema.

Aunque es algo que no va a tener la misma utilidad para un público tan amplio, también hay que señalar que este nuevo Kindle Oasis nos va a dar la posibilidad de conectarlo a dispositivos Bluetooth, de manera que podemos utilizar con él nuestros cascos o altavoces y alternar así con comodidad entre la lectura convencional y los audio-libros, que cada vez tienen más aficionados

Una pantalla más grande, pero con la misma definición

La razón de que haya aumentado de peso respecto a otros modelos es que su pantalla ha crecido hasta las 7 pulgadas, equiparándose así con las tablets compactas (abajo lo vemos junto a un iPad mini, de 8 pulgadas). Es siempre algo subjetivo cuánto merece la pena sacrificar en gramos de más para ganar pulgadas, pero en nuestra opinión aquí se  ha conseguido un gran equilibrio, porque aún se sostiene con facilidad durante horas y la superficie extra que nos ofrece hace más agradable la lectura. Lo van a agradecer especialmente las personas que prefieran leer con letras de gran tamaño.

A pesar de que la pantalla haya aumentado, no hemos perdido nada en resolución, y seguimos pudiendo disfrutar de 300 píxeles por pulgada, una resolución muy alta (a la altura de las mejores tablets compactas) que nos ofrece una definición excelente (algo que se agradece no sólo con películas y vídeojuegos, sino también en la lectura, aunque no siempre seamos tan conscientes de ello). Sabemos que ha habido algunas quejas respecto a una iluminación desigual en la pantalla, pero tenemos que decir que en nuestra unidad no hemos encontrado ningún defecto apreciable en este sentido.

Máxima fluidez y responsividad

Aunque es algo que algunos puede que no lleguen a apreciar, este Kindle Oasis es también más fluido, y con esto, en el caso de un e-reader, queremos decir sobre todo que la transición entre páginas es más rápida, gracias a que Amazon ha conseguido mejorar aún más su tasa de refresco. Probablemente sea la mejor experiencia en este sentido que hemos tenido hasta la fecha con un dispositivo con pantalla de tinta electrónica.

Aunque los botones para pasar páginas siguen estando ahí, como hemos dicho, también podemos avanzar o retroceder con un simple toque en la pantalla. En general, todo el control táctil responde a la perfección, y si acaso se pudiera poner alguna pega es quizá que la responsividad parece casi excesiva, y alguna vez al destacar una palabra o frase te encuentras ya con el menú para deshacer o con que has pasado de página. La rotación, igualmente, es también muy rápida.

Todas las opciones de personalización que podemos necesitar

Amazon ha introducido también muchas mejoras en lo que respecta a las opciones de ajuste, dándonos tantas como podríamos desear para personalizar la presentación del texto y hacer la experiencia de lectura lo más cómoda y lo más acorde a nuestras preferencias y necesidades posible. A pesar de que se han introducido más posibilidades, los menús siguen siendo muy sencillos e intuitivos, y ni siquiera las personas con menos experiencia con este tipo de gadgets van a tener problema para orientarse.

Con una pulsación prolongada en cualquier palabra se nos abre un menú contextual que nos da acceso directo al diccionario y a las opciones para subrayar y anotar, y con un toque en la parte superior accedemos a un menú donde podemos escoger la letra (tenemos 10 fuentes y 7 tamaños), el formato de la página y cómo se muestra nuestro progreso. En ese mismo menú tenemos la opción para adquirir más libros, ir a nuestra biblioteca o acceder a las opciones de configuración avanzada con algunos ajustes interesantes, además del brillo, como establecer una contraseña, invertir colores o activar la luz nocturna.

Autonomía a prueba de viajes

Una de las grandes ventajas de los dispositivos con pantalla electrónica es sin duda que su consumo es mucho menor que el de las tablets convencionales, y este es un punto en el que el nuevo Kindle Oasis brilla especialmente, perfecto para llevarnoslo de viaje y utilizarlo tanto como queramos con la casi total seguridad de que (a no ser que sea un viaje realmente largo) no vamos a tener que preocuparnos de volverlo a cargar hasta la vuelta.

De hecho, no podemos deciros cuánto exactamente dura la batería porque en todo el tiempo que lo hemos tenido con nosotros no ha estado ni cerca de agotarse, a pesar de haber disfrutado durante varios días de unas cuantas horas de lectura, además de todo el tiempo que hemos estado trasteando con él con la pantalla encendida para conocer todos los menús y opciones. Amazon asegura que tiene una autonomía de seis semanas y aunque no lo podemos confirmar, nos inclinamos a creer esa estimación.

La funda no viene incluida

No sólo hemos tenido la ocasión de probar el dispositivo en sí, sino que también hemos tenido la oportunidad de hacerlo con la funda de cuero de Amazon. Hay que tener en cuenta si os decidís a haceros con él, eso sí, que no viene incluida. Tenemos dos versiones disponibles, una en tela (disponible en blanco, negro y azul) que cuesta 45 euros, y la de cuero que hemos utilizado nosotros (disponible en burdeos, marrón claro y negro), que cuesta 60 euros.

Como siempre, es una valoración personal, pero a nosotros nos parece que aún más que con una tablet convencional, vamos a agradecer el disponer de una funda con el que protegerle y, aunque es cierto que son algo caras, al menos se puede decir que tienen buenos acabados, al ser magnéticas se ajustan a la perfección, y nos pueden servir de soporte, además, si en alguna circunstancia encontramos más cómodo que se sostenga de pie por sí mismo en lugar de tenerlo en las manos.

Todas las versiones disponibles

Hay que tener en cuenta cuando vayamos a comprarlo que nos vamos a encontrar con que tenemos varias versiones disponibles. La primera decisión que tenemos que tomar es respecto a la capacidad de almacenamiento: la versión estándar llega ya con unos respetables 8 GB, pero hay otra superior con 32 GB. Teniendo en cuenta el poco espacio que ocupan los libros electrónicos, en todo caso, no parece necesario pagar el precio extra salvo para quienes tengan una biblioteca realmente extensa y quieran llevarla al completo siempre consigo.

También tenemos la opción de hacernos con un modelo que además de conexión Wi-Fi cuenta con conexión 3G. De nuevo, es una opción interesante para los usuarios más intensivos y exigentes, pero teniendo en cuenta que realmente es un dispositivo con un propósito tan concreto y que la conexión a Internet aquí tiene unas cuantas funciones muy específicas, probablemente la mayoría de los usuarios no echaran excesivamente en falta la conexión móvil. Si optamos por ella, en todo caso, no podremos elegir capacidad de almacenamiento (sólo se encuentra con 32 GB).

Precio y conclusiones

El nuevo Kindle Oasis es probablemente el mejor e-reader hasta la fecha, pero es cierto que es un dispositivo premium con un precio acorde: la versión estándar, con 8 GB de almacenamiento y conexión Wi-Fi, nos va a costar 250 euros; dar el salto a los 32 GB sube el precio un poco, pero no demasiado, poniéndose en 280 euros; sumar a todo esto la conexión 3G, no obstante, sí que se nota ya más, dejándolo en 340 euros.

En contra

Realmente el único inconveniente que se le puede poner al Kindle Oasis es el precio, dado que es el e-reader más caro del catálogo de Amazon con cierta diferencia y muchos ya sentirán reparos en hacerse con un dispositivo dedicado únicamente a un propósito, habiendo opciones más versátiles. Tenemos que decir que nosotros no hemos percibido la iluminación desigual de la que se han quejado algunos y que la experiencia de lectura en este sentido no has parecido perfecta.

A favor

Si nos gusta la lectura lo suficiente como para hacernos con un dispositivo dedicado a ello y no tenemos problemas de presupuesto, no obstante, la inversión merece la pena, porque estamos ante una de las mejores opciones, con muchas virtudes. La experiencia de lectura es fantástica gracias a un agarre muy cómodo, a su amplia pantalla, a lo rápido que se pasan las páginas y a todas las opciones de personalización que nos ofrece, y es perfecto para viajes y vacaciones gracias a su gran capacidad de almacenamiento, su excelente autonomía y su resistencia al agua.

Revisado por Javier GM el 03 noviembre 2017

Compártelo. ¡Gracias!