Dispositivos envejecidos: Problemas más comunes

Escrito por

El paso del tiempo también tiene su repercusión en las tablets y smartphones que utilizamos cada día. Permanecemos conectados una gran cantidad de horas durante y, pese a que en el corto plazo, esto no produce un impacto negativo en nuestros dispositivos, a la larga, la vida útil de los mismos acaba acortándose progresivamente hasta que llega un momento en el que inevitablemente, debemos despedirnos de esos terminales que por una u otra razón ya han quedado obsoletos y por tanto, adquirir nuevos modelos que se ajusten mejor a nuestras necesidades.

Al igual que sucede con nosotros mismos cuando envejecemos, los dispositivos también van presentando una serie de fallos de funcionamiento que se traducen en el deterioro tanto de componentes como la batería como en el uso de apps y el manejo diario de los terminales. A continuación os presentamos los problemas más comunes que aparecen en unos soportes que han irrumpido con fuerza en las vidas de millones de usuarios y cuáles pueden ser sus posibles causas.

bateria android

Diferentes formas de envejecer

Un dispositivo puede llegar al final de su vida útil de diferentes maneras, ya que el uso que se le haya dado desde el momento de su compra es un factor decisivo. Como es lógico, un terminal que a lo largo de su trayectoria haya tenido buenos cuidados en el sentido de que no se le haya dado un uso extremadamente intensivo, que haya mantenido sus componentes actualizados y que, por la parte física, no haya sufrido golpes o caídas entre otros accidentes, llegará a su vejez mucho mejor que otro que no haya recibido estas atenciones.

1. Batería

Podemos hablar de este componente como el corazón de las tablets y smartphones. Con el paso del tiempo, va sufriendo una merma en su capacidad de carga que repercute negativamente en su autonomía. Otro de los síntomas de agotamiento relacionados con la batería, lo podemos encontrar en el aumento del tiempo que los dispositivos necesitan estar conectados a la corriente eléctrica para poder funcionar. Elementos como el sobrecalentamiento pueden ser una señal de alarma que nos puede resultar útil para saber cuál es su estado real. Actualmente, las baterías poseen una cantidad limitada de ciclos que puede oscilar dependiendo del fabricante y que, dependiendo de la manera en la que se realicen, pueden alargar o acortar su media de vida.

bateria calentamiento

2. Ralentización

Podemos hablar de los procesadores como las extremidades de nuestros terminales. Lo que les hace moverse con más o menos rapidez y que les permite ejecutar las tareas de manera adecuada. En este sentido nos encontramos con dos hechos: Por un lado, la existencia en los hogares de modelos que ya han quedado anticuados al poseer chips que no son capaces de realizar varios procesos de manera simultánea y por otro, y relacionado una vez más con el uso intensivo, el hecho de que este accesorio sea víctima de sobrecalentamientos que, a la larga, pueden quemar algunos elementos ya que, a mayor velocidad de ejecución, mayor temperatura dentro de los dispositivos.

3. Pantalla

Pese a que la mayoría de los paneles de los terminales comercializados actualmente estén dotados de tecnologías de aumento de su resistencia como Dragontrail o Corning Gorilla Glass, existen una serie de factores que pueden deteriorar rápidamente las pantallas. Las condiciones extremas de temperatura y humedad pueden producir filtraciones de partículas que acaben reduciendo la visibilidad de los mismos. No obstante, estos casos suelen darse en modelos mal fabricados. Por otro lado, la ventaja de los soportes táctiles basada en el hecho de poder acceder a todos los contenidos y funciones gracias a nuestros dedos, también puede ser su mayor debilidad ya que a la larga, la presión que hemos ejercido en este componente a lo largo de su vida también acaba ocasionando fallos que se traducen en un tiempo de respuesta elevado o en la inactividad de algunas partes.

tablet pantalla

4. Desgaste físico

El propio uso acaba produciendo un deterioro de la carcasa de las tablets y smartphones. Pese a que actualmente, los fabricantes incorporen elementos como el acero en sus cubiertas, es inevitable que en más de una ocasión, los dispositivos sufran caídas o golpes. Por otro lado, elementos como las tomas de alimentación acaban teniendo un desgaste que también repercute en la capacidad de carga. Presionar los botones con demasiada fuerza o de manera repetida también acaba produciendo una falta de respuesta de éstos que a la larga, puede inutilizarlos.

5. Sistema operativo

El cerebro de los terminales y el elemento que los hace funcionar correctamente. La velocidad con la que aparecen nuevos productos en el mercado con versiones actualizadas de los sistemas operativos, puede ser uno de los talones de Aquiles de los mismos ya que con los viejos softwares, algunas tareas quedan comprometidas y a largo plazo, también pueden afectar al funcionamiento correcto de los dispositivos. Un ejemplo puede ser Android, que incorpora la optimización de batería y recursos en sus últimas versiones pero que no cuenta con estas ventajas en las anteriores, que se encuentran en millones de modelos de todo el mundo.

android 5.0 interfaz

El papel de la obsolescencia programada

Todos hemos escuchado este término, muy criticado por millones de usuarios, que habla sobre el papel de las propias firmas en la creación de unos terminales con una vida útil que puede resultar insuficiente para muchos. Pese a que resulte un elemento beneficioso para las compañías en el sentido de que abarata los costes de producción y permite seguir innovando, en los consumidores tiene un efecto negativo que puede dar lugar a un acontecimiento del que ya hemos hablado en otras ocasiones: La saturación del mercado y la incapacidad de los usuarios de adquirir nuevos dispositivos. Sin embargo, un correcto cuidado de los dispositivos puede alargar su vida útil y seguir aportándonos, en la medida de lo posible, una buena experiencia de uso durante el mayor tiempo posible. Tras conocer algunos de los síntomas que pueden indicarnos cuándo es el momento de cambiar de tablet o smartphone, ¿Pensáis que el ciclo de vida de un terminal viene dado directamente por el usuario o creéis que las firmas tienen gran parte de responsabilidad a la hora de determinar el tiempo medio de funcionamiento de los productos que lanzan? Tenéis a vuestra disposición una serie de consejos y recomendaciones como aquellas dirigidas a optimizar la batería que os ayudarán a sacar el máximo rendimiento a estos soportes.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios