El iPad 5 se empezará a producir en julio y llegaría en septiembre

Escrito por
iPad

Parece que toda esperanza de que el iPad 5 pudiera ver la luz antes de verano ha quedado definitivamente borrada, según las últimas informaciones provenientes del entorno de los suministradores en Asia, que apuntan a que la producción de la próxima generación de la icónica tableta de Apple no comenzaría hasta el mes de julio. Por el lado positivo, en cualquier caso, puede que no tengamos que esperar hasta octubre para conocerla, ya que su lanzamiento tendría lugar en el mes de septiembre.

Hace ya varios meses de las primeras filtraciones que apuntaban a un lanzamiento en torno al mes de octubre para el iPad 5, pero a lo largo de estos primeros meses del año no habíamos dejado de recibir datos que apuntaban a que su presentación podría tener lugar mucho antes: primero se dijo que llegaría en marzo, luego en abril y en los últimos tiempos algunos pronosticaban que lo haría en julio.

Las declaraciones de Tim Cook sobre que no habría ninguna novedad importante en dispositivos hasta después del verano parecía cerrar las puertas definitivamente a que el iPad 5 llegará antes del otoño pero, por si aún cabía alguna duda, las noticias que llegan ahora desde el entorno de los suministradores a través del medio DigiTimes, parecen despejarlas definitivamente: la producción en masa del iPad 5 no comenzaría hasta el mes de julio y su lanzamiento sería en septiembre.

iPad 5 mockup

Las fuentes de DigiTimes nos dejan también algunos detalles de las características con las que contaría la nueva generación de la popular tableta de Apple, principalmente sobre su grosor y peso. Estas nuevas informaciones, en cualquier caso, no resultan excesivamente sorprendentes, ya que inciden una vez más en algunas cuestiones que han sido apuntadas previamente en numerosas ocasiones: la incorporación de nuevas tecnologías en la pantalla de la tableta que la harían más eficiente en términos de consumo (y permitirían, por tanto, utilizar una batería más pequeña) y de otras utilizadas en el iPad mini que reducirían el grosor del panel frontal de manera directa.

El resultado sería un iPad hasta un 33% más ligero que el modelo anterior, situándose por debajo de los 500 gramos que era el peso que hasta ahora los analistas estimaban que tendría. También confirmarían que la resolución sería idéntica a la de las generaciones previas y que adoptaría el diseño de su hermano menor, reduciendo los marcos laterales de forma significativa.

Compártelo. ¡Gracias!

Comentarios

Sin comentarios