¿Qué hacer con tu tablet vieja? Guía completa

Escrito por
Tablets

Es cierto que las tablets tienen ciclos de uso bastante más largos que los de los smartphones, pero a veces es sencillamente imposible resistirse a la tentación de hacerse con alguno de los modelos nuevos, o bien nos sentimos obligados a buscarle sustituto porque, sin haber dejado realmente de funcionar, notamos que su rendimiento va decayendo o que no nos permite sacar todo el provecho de aplicaciones exigentes o de juegos de última generación. ¿Qué podemos hacer en cualquiera de estos casos con nuestras tablets viejas? Hacemos un repaso a todas nuestras opciones y os damos algunas claves para sacarles el máximo partido.

Insuflarles nueva vida

Vamos a empezar con algunas recomendaciones para quienes se niegan a dar su tablet por perdida y su principal preocupación es tratar de devolverla a una funcionalidad plena. De hecho, hace poco hicimos repaso de los problemas más comunes que podíamos encontrar en dispositivos envejecidos y, aunque algunos tienen difícil solución, hay otros para los que sí que existe remedio. Ya os explicamos, por ejemplo, cómo detectar una batería en mal estado, y para ocultar pequeños desperfectos en el exterior siempre podemos tirar de carcasas y fundas (que, de paso, nos ayudarán a evitar que se produzcan más).

Android 5.1 CyanogenMod 12.1 Nexus

El problema más habitual, no obstante, es sencillamente que el dispositivo empiece a fallar por problemas de software, siendo lo más frecuente que nos encontremos que con el paso del tiempo se ha ralentizado mucho. Pues bien, llegados ya al punto en el que estamos pensando en deshacernos de ella, no perdemos nada por intentar rootearla (hace poco os mostrábamos, por ejemplo, cómo hacerlo con una Nexus 7). ¿Para qué? Para instalar una ROM más ligera y eficiente que pueda correr con fluidez incluso con un hardware más limitado.

Perfectas para niños

A pesar de que existe una gran variedad de tablets diseñadas específicamente para niños, lo cierto es que por sus características y su precio, muchas veces nos puede parecer que no merecen la pena. Nuestra recomendaciones, de hecho, es siempre decantarse por una tablet asequible y tunearla después nosotros para uso infantil. Si tenemos una tablet antigua que ya no utilicemos, no obstante, es una opción aún mejor.

iPad categoria niños App Store

Si la tablet en cuestión no está en el mejor estado posible, podemos empezar por el primer apartado, revisando la batería y considerando la posibilidad de instalarle un nueva ROM. Por lo que respecta a los daños en la carcasa, hay que tener en cuenta que cuando se trata de un niño una funda especial es un requisito imprescindible, así que nada de que preocuparse en este sentido. Una vez tenemos un dispositivo más o menos funcional, sólo nos queda ajustar los controles parentales e instalar apps apropiadas. Si queréis más detalles, tenéis toda la información en nuestra guía tablets y niños.

Usos alternativos

Incluso si no tenemos niños en casa (o en casas de familiares o amigos) a los que regalarles nuestra vieja tablet, aún hay unos cuantos usos, no demasiado exigentes en términos de hardware, que le podemos dar. Las aplicaciones y archivos que utilizamos, por ejemplo, para leer libros o cómics no suelen requerir demasiados recursos, por los que podemos convertirlas en un dispositivo dedicado a la lectura. Igualmente se puede usar como marco de fotos digital, como tablet de cocina, como segunda pantalla o control remoto.

camio-camara-seguridad

Otra posibilidad que nos abre una tablet que ya no vamos a usar de forma regular es aprovecharla para alguno de los usos que requieren algún tipo de montaje especial, para acoplarla en nuestro coche, por ejemplo, o para usarla como cámara de seguridad y dejar nuestra casa protegida cuando vayamos a estar fuera.

Si nos decidimos a venderla

Aunque dependiendo del dispositivo puede que después de unos cuantos años su valor haya bajado tanto que no nos merezca la pena, si estáis decididos a deshaceros de él y queréis sacar algo a cambio, o si es un modelo relativamente nuevo o de gama alta, venderlo es siempre una opción interesante. Conseguir una oferta que os convenza, en cualquier caso, no debe ser vuestra única preocupación, ya que es muy importante también asegurarse de que dejáis vuestra tablet “limpia” y que sus nuevos usuarios no pueden acceder a información privada vuestra.

tablet dinero

¿Cómo nos aseguramos de ello? Cuando se trata de dispositivos Android, lo normal es recurrir a un reset de fábrica, pero hay que tener en cuenta que éste no es suficiente: además de que hay que asegurarse de que se borra el contenido de la micro-SD y de que nuestra cuenta de Google queda desvinculada, es preferible encriptar nuestros datos antes de hacerlo (ajustes -> seguridad -> cifrar teléfono) o utilizar una aplicación específica para borrar definitivamente archivos. En el caso de un iPad, hay igualmente que desvincular nuestra cuenta de Apple de su configuración (ajustes -> iCloud -> cerrar sesión) y restaurar el equipo (ajustes -> general -> restablecer -> borrar contenidos y ajustes).

Compártelo. ¡Gracias!